Lunes, 23 Octubre, 2017

            

La Diputación acuerda iniciar el proceso de compra de la casa de Martín Morales

El pleno de la institución provincial ha aprobado habilitar más de 5,2 millones de euros para que los ayuntamientos realicen sus propias obras

Foto: Gabinete
E.P.


image_print

El pleno de la Diputación de Granada ha aprobado este jueves iniciar el expediente de adquisición del Cortijo del Trance, propiedad del granadino Martín Morales en Carataunas, en la Alpujarra granadina.

El acuerdo tiene su origen en una moción presentada por el equipo de gobierno provincial de acuerdo con el compromiso que adquirió en el pleno del mes de octubre.

Según ha informado la Diputación en una nota de prensa, la propuesta aprobada plantea articular “el mecanismo administrativo adecuado que garantice la compra del inmueble por el procedimiento correcto ajustado a derecho”.

En este sentido, el pleno de la corporación provincial ha acordado iniciar el expediente para conocer la situación jurídica del inmueble y solicitar una valoración técnica del inmueble.

El pleno ha aprobado habilitar un presupuesto de 5,2 millones de euros para que los ayuntamientos realicen sus propias obras. También ha aprobado definitivamente, con el voto en contra del PP, el Plan de Instalaciones Deportivas, que supone una inversión de 1,3 millones de euros en obras y adquisición de equipamientos en 42 municipios de la provincia.

Además, a propuesta del grupo socialista se ha aprobado una propuesta para incluir cláusulas sociales en los contratos de la Diputación. En este caso, se ha aprobado iniciar un expediente sobre la viabilidad técnica y jurídica de incluir cláusulas sociales en los contratos de obras y servicios de la Diputación para que en los pliegos de condiciones de la institución se incluya una cláusula que obligue a las empresas contratistas o subcontratistas a subrogarse en la totalidad de la plantilla de personal que venía prestando el servicio objeto de la contratación o subcontratación pública.

La iniciativa aprobada incluye la propuesta de que la Diputación verifique mensualmente el abono salarial a los trabajadores de las empresas contratistas y subcontratistas así como el pago de las cuotas de la Seguridad Social y la aplicación de un sistema de tarificación para premiar a aquellas empresas que mantengan su plantilla sin utilizar “sistemas traumáticos de reestructuración” como despidos objetivos o ERE extintivos, así como a aquellas que “apuesten por la contratación indefinida y potencien y fomenten el derecho a la igualdad”.

A propuesta de IU, se ha aprobado una moción para paralizar futuros procedimientos selectivos de la Diputación hasta que se redacte y apruebe un nuevo reglamento de selección de personal de la institución.

También a propuesta de IU se ha aprobado una iniciativa para instar al Gobierno central a tomar medidas para potenciar el desarrollo del sector público, a modificar el marco legislativo con la derogación de la Ley de Racionalización y Sostenibilidad de la Administración Local que ha llevado al sector público “a restricciones a favor del sector privado”.

El pleno también ha aprobado una moción de Ciudadanos para habilitar una partida presupuestaria destinada a cubrir progresivamente todos aquellos centros deportivos públicos o de carácter institucional susceptibles de instalar desfibriladores en los municipios menores de 5.000 habitantes así como en los edificios propiedad de la Diputación si no estuvieran instalados.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *