Lunes, 23 enero, 2017

La Consejería de Medio Ambiente reitera su decidida apuesta por el sector cinegético andaluz

La caza es un elemento dinamizador de las economías rurales, además de un instrumento de conservación del medio natural



image_print

La Consejería de Medio Ambiente y Ordenación del Territorio mantiene su firme compromiso con la actividad cinegética en Andalucía, en línea con la vital importancia que el sector de la caza tiene para la región andaluza y el mundo rural, tanto en la vertiente económica como en la social. Además, el arraigo de la caza en la comunidad andaluza la convierte en un elemento para la conservación de los espacios naturales y el desarrollo de la población rural, mediante la obtención de rentas complementarias, contribuyendo a mejorar la calidad de vida de sus habitantes.

La política cinegética de la Consejería tiene el objetivo, entre otros, impulsar decididamente la caza social en el ámbito rural. Para ello, la oferta pública de caza en la presente temporada es una de las más amplias realizadas hasta la fecha, concretamente se han expedido 5.636 permisos, la mayoría han sido adjudicados por sorteo, no por subasta, lo que posibilita el acceso de un mayor número de cazadores, independientemente de sus recursos económicos.

Además, en la actual campaña de caza 2014/2015, la Consejería de Medio Ambiente y Ordenación del Territorio ha adjudicado el 64% de los montes públicos con aprovechamientos cinegéticos a las sociedades deportivas de caza de Andalucía.

En total, más de 360 otorgamientos que pone de manifiesto la apuesta decidida y defensa a ultranza que la Junta de Andalucía hace del sector cinegético andaluz.

Para Medio Ambiente este sector es prioritario y por ello, está en fase de aprobación el borrador del Decreto del nuevo Reglamento de la Caza en Andalucía. Un nuevo reglamento, fruto del consenso de todas las partes que han participado en su redacción, que recoge más del 80% de las demandas realizadas por los cazadores. Entre estas peticiones destaca la necesidad compatibilizar el aprovechamiento cinegético con otras usos y aprovechamientos del medio natural o la modificación de algunos aspectos de los cercados cinegéticos de protección y cercas no cinegéticas.

En lo que concierne al silvestrismo y las capturas de aves fringílidas, la Consejería de Medio Ambiente y Ordenación del Territorio apoya la actividad tradicional y rechaza las manipulaciones interesadas que asocian al silvestrismo con la caza o el furtivismo, puesto que en nada se asemejan. Por otro lado y comprendiendo la posición de los silvestristas, la administración ambiental andaluza no puede legislar en contra de las normas de rango superior, en este caso provenientes de la Unión Europea y del Ministerio. Por ello, todos están obligados a acatar la normativa, directrices e instrucciones.

No obstante, la Consejería se compromete a dialogar para buscar soluciones que hagan viable la continuidad de silvestrismo. Así, van a iniciarse los trabajos necesarios con la comunidad científicas y las universidades para obtener los oportunos dictámenes que argumenten y defiendan ante el Ministerio de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente y la Unión Europea la continuidad de la captura de aves.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *