Viernes, 19 Enero, 2018

            

La Agencia Estatal de Seguridad Ferroviaria será quien determine el inicio del servicio del AVE

La fecha de inicio no la establece Adif ni el Ministerio de Fomento, sino que está en función de los resultados del periodo de pruebas

Imagen ilustrativa | Fuente: Archivo GD
EP


image_print

El Ministerio de Fomento, a través de Adif, continúa desarrollando las pruebas en la Línea de Alta Velocidad (AVE) Antequera-Granada, tras lo que, una vez superadas todas ellas, será la Agencia Estatal de Seguridad Ferroviaria quien determine el inicio del servicio comercial del AVE.

La fecha de inicio de actividad no la establece Adif ni el Ministerio de Fomento, sino que está en función de los resultados del proceso de pruebas y su correspondiente dictamen.

El periodo de pruebas comprende, entre otras acciones, pruebas de enclavamientos, de reconocimiento de vía, geométricas y dinámicas, tanto en infraestructura, como en superestructura, que contemplan todos los aspectos de seguridad y todos los ciclos del proyecto, desde su inicio, hasta su puesta en explotación.

Una vez completadas todas estas comprobaciones es la Agencia Estatal de Seguridad Ferroviaria (AESF) quien debe autorizar las pruebas por parte del operador, tanto las de integración tren-ruta, como las de formación de maquinistas. Concluidas éstas, se tramita el Expediente de Puesta en Servicio, siendo la AESF quien determine su validez y, por tanto, emita la autorización de puesta en servicio de la línea.

Este último mes, Adif ha estado trabajando en las instalaciones de señalización y enclavamiento, habiéndose realizado ya las primeras pruebas del enclavamiento de Antequera Alta Velocidad en laboratorio, con carácter previo a su realización, en breve plazo, sobre el terreno.

PRÓXIMAS FASES
En este sentido, durante este mes de enero, el tren laboratorio de Adif volverá a realizar circulaciones en pruebas a lo largo de toda la Línea de Alta Velocidad, con el objetivo de supervisar el estado de la infraestructura y la superestructura y garantizar la calidad y seguridad de la línea, así como para la obtención de información sobre los parámetros de vía y catenaria.

Las pruebas de todo el sistema con circulación de trenes se realizan por parte tanto del fabricante como de expertos y técnicos de Adif. 

Las pruebas incluyen las de circulación a velocidad máxima y varios trenes en sucesión, así como cruces en diversos escenarios de explotación comercial, para realizar a continuación las pruebas de fiabilidad, que tienen por objeto someter a las instalaciones a un grado de uso y estrés suficiente de modo que permitan comprobar que su funcionamiento es óptimo.

CONCLUSIÓN DE LAS OBRAS DE PLATAFORMA
Todas estas pruebas son posibles tras la finalización de las obras de plataforma de esta Línea de Alta Velocidad  y que han supuesto una inversión de 1.643 millones de euros  y que permite que las estaciones de Antequera Santa Ana y Granada queden conectadas a través de esta nueva infraestructura.

La nueva Línea de Alta Velocidad Antequera-Granada forma parte del Corredor Mediterráneo. Su construcción, encomendada por el Ministerio de Fomento a Adif, supone la ejecución de 122 kilómetros de plataforma de alta velocidad, con capacidad para el montaje de doble vía electrificada y el desarrollo de velocidades de hasta 300 kilómetros por hora.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *