Viernes, 20 Octubre, 2017

            

Juana Rivas impulsa una campaña de micromecenazgo para financiar su “lucha judicial”

La vecina de Maracena ha creado un vídeo exponiendo los motivos de su causa para la custodia de sus hijos

Juana Rivas emocionada | Foto: Archivo GD
EP


image_print

Juana Rivas, vecina de Maracena que estuvo casi un mes inlocalizable este verano con sus dos hijos menores sin acatar la orden judicial que le obligaba a entregarlos al padre, condenado en 2009 por lesiones en el ámbito familiar y al que en 2016 denunció por malos tratos, ha iniciado una campaña de micromecenazgo a través de Internet para poder seguir con su “lucha judicial”.

Así consta en la petición realizada a través de la plataforma ‘Go Fund Me‘ para recaudación de fondos solidarios, en la que Rivas, que está siendo investigada por el Juzgado de Instrucción 2 de Granada por los supuestos delitos de desobediencia judicial y sustracción de menores, especifica que esta petición de “ayuda económica” la realiza porque no puede “cubrir sola los gastos de abogados, procuradores, trámites, traducciones, certificados, viajes…” que habrá de afrontar.

Desde el pasado 26 de septiembre, Juana ha recibido un total de 2.568 euros siendo el objetivo de la petición 60.000 euros. Los donativos van desde los 500 euros de algunos usuarios hasta pequeñas donaciones de unos diez euros.

En el texto de presentación de la petición, Rivas se compromete a ir mostrando “puntualmente las facturas, para que se pueda comprobar en qué se va gastando el dinero”.

Además, ha agradecido la colaboración en un vídeo publicado en Youtube, a través de la página de una plataforma de apoyo, y ha explicado que no puede “afrontar” estos gastos “sola”. Ha indicado que su “lucha” –que considera va a tener “un final muy feliz”– es también la de las mujeres que “creen que no es posible salir de la violencia”.

Esta vecina de Maracena indicó anteriormente que su “lucha” judicial para “recuperar” a sus hijos está en España y que estudia con sus abogados la estrategia a seguir de cara a la vista prevista para el 31 de octubre en Italia para abordar la custodia y el régimen de visita de los menores, de once y tres años.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *