Sábado, 21 Octubre, 2017

            

IU propone que se rescate para la gestión pública el Servicio de Ayuda a Domicilio

Francisco Puentedura pide decisiones urgentes al Ayuntamiento para rescatar el servicio, ya que, según afirma, los usuarios y trabajadores se encuentran en situación de precariedad

Foto: Archivo
Gabinete


image_print

El portavoz de IU en el Ayuntamiento de Granada, Francisco Puentedura, ha denunciado la situación de paralización en el procedimiento de contrato con la empresa que gestiona la ayuda a domicilio en Granada. El edil mantiene que dicha paralización afecta de forma negativa tanto a la atención de los cerca de 3.000 usuarios que existen en la ciudad como a las condiciones de los alrededor de 600 trabajadores de la empresa.

Tal y como afirma Francisco Puentedura, el contrato con la empresa Clece, adjudicataria del servicio, finalizó en 2013, pasándose a un periodo de tres años de prórroga. Puentedura critica que “el anterior equipo de gobierno no ha adoptado las medidas necesarias para actualizar el contrato, de tal modo que, en octubre del año pasado, la empresa denuncia el contrato y dice que no quiere seguir haciéndose cargo del servicio de ayuda a domicilio en la ciudad”. Según destaca el portavoz, la situación actual es que la empresa está obligada a una prórroga forzosa. “Nos encontramos ante una situación extraña que, obviamente, afecta a la calidad del servicio ya que la empresa lo precariza en tanto no quiere su continuidad”, expone Puentedura, quien también pone de manifiesto la situación en la que Clece ha presentado alegaciones a los últimos pliegos.

El edil de IU muestra su preocupación por el futuro de los trabajadores de la ayuda a domicilio, y explica “que los pliegos aprobados por el anterior equipo de gobierno no dejan claro si el criterio de adjudicación del nuevo contrato va a contemplar de forma nítida la subrogación de los trabajadores”. Para Puentedura, la continuidad de los trabajadores es clave para la calidad del servicio “dada su especialización, y también la confianza de la que gozan por parte de los usuarios”.

Toda esta situación, añade el concejal granadino, “se complica mucho más” tras el recurso presentado por la Federación Empresarial de la Dependencia contra el pliego de condiciones del Ayuntamiento de Granada para la ayuda a domicilio. La mencionada Federación entiende que las condiciones interpuestas desde el Consistorio son injustas en tanto limitan la libre concurrencia de las empresas que pueden presentar ofertas. Según explica Puentedura, “se establece como condición para las empresas que gestionen un contrato de, al menos, 12,5 millones de euros impidiendo a pequeñas empresas poder concurrir”.

RESCATE AL SERVICIO. MEJOR GESTIÓN Y MÁS BARATA

Ante todo lo expuesto, el grupo municipal de IU pide al nuevo gobierno municipal que se rescate el servicio para la gestión pública y se establezca el servicio en lotes y por barrios, siempre subrogando a los trabajadores”. El concejal mantiene que dicha iniciativa permitiría la opción de gestión del servicio a pequeñas empresas y cooperativas, “con la coordinación de la gestión pública del Ayuntamiento, lo cual habrá de servir como primer paso para establecer la gestión directa”. Además Puentedura recuerda “que el PSOE ya planteo esta posibilidad cuando estaba en la oposición y espera que ahora en el gobierno municipal mantengan la coherencia y no hagan cosas distintas a las que prometieron”.

La idea de gestión pública de la ayuda a domicilio tiene la intención, según plantea Puentedura, de “primar la calidad del servicio, primar las condiciones laborales y estabilidad de trabajadores, y además, no perjudica las condiciones económicas sino que las mejora”. En este sentido, el concejal argumenta que, de los 12,5 millones de euros que le cuesta al Ayuntamiento de Granada la ayuda a domicilio, 9 millones provienen de la prestación a los usuarios derivados de la atención a la dependencia y, por lo tanto, los aporta la Junta de Andalucía. “Se trata de un servicio que se paga a través de la Junta a 14 euros la hora. Los otros 3,5 millones son horas correspondientes al servicio municipal de ayuda a domicilio, con un coste de 16 euros hora, que presta el consistorio a familias en situación de necesidad mientras se resuelven los trámites de la atención a la dependencia de la Junta”. Sin embargo, según el portavoz de IU en el Ayuntamiento de Granada, los trabajadores de la empresa privada que más antigüedad tienen apenas cobran los 5 euros por hora y muchos trabajadores trabajan incluso por menos de 4 euros la hora “lo que significa que la empresa privada tiene unos márgenes de beneficio que están rozando la usura”, sostiene Puentedura.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *