Sábado, 27 Mayo, 2017

IU exige “transparencia” para los vecinos de Santa Adela

Francisco Puentedura sospecha que “el ayuntamiento de Granada, la Junta y el Gobierno estén dando largas para hacer el proyecto inviable”

Casas de Santa Adela
Román Callejón |@RomanCallejon


image_print

Los vecinos del granadino barrio de Santa Adela volvieron ayer a la palestra debido al momento de inquietud e incertidumbre que viven ante un nuevo momento de desinformación ante los plazos y condiciones de las obras de rehabilitación de sus viviendas.

En este marco, el portavoz del grupo municipal de Izquierda Unida (IU) en el ayuntamiento de Granada, Paco Puentedura, pide “trasparencia y lealtad institucional”.

Así, el edil de izquierdas, expresó que “nos parece vergonzoso que por parte de ambas administraciones, ayuntamiento y Junta, están más interesados en poner pegas administrativas en los proyectos, antes que agilizar y garantizar la financiación y que se dejen de ‘peleítas’ que hace que el proyecto no avance”.

SITUACIÓN

Paco Puentedura contextualizó la actual situación en la que se encuentra al proyecto de Santa Adela: “Hace dos meses, la Junta y ayuntamiento presentaron el proyecto para la tercera fase, que prevé actuar en 126 viviendas y producir el realojo en un proyecto a lo largo de tres años. Para ello, parte de la financiación es municipal y parte de financiación viene por el Plan Andaluz de Vivienda”.

El problema radica en que se “requiere el convenio entre dos instituciones y requiere dialogo entre ayuntamiento y Junta y la parte que le corresponde al Gobierno central, algo que no se está haciendo con la trasparencia para garantizar a los vecinos”.

Además, prosiguió Puentedura, “se pidió al ayuntamiento un cronograma sobre el proyecto de Santa Adela para que se reflejase en el convenio bilateral que tienen que firmar todas las administraciones, pero la petición fue en el mes de noviembre y el ayuntamiento no lo presenta hasta los últimos días del mes de diciembre”.

PROBLEMAS Y PLAZOS

Puentedura enumeró una serie de problemas que podrían surgir para que se concedieran las subvenciones: “Este es el primer problema que aparece, porque se requiere la información a los vecinos, las actas de avenencia y los realojos de las familias de los bloques que tienen que tirarse. Pero además, los proyectos de urbanización con todo lo que implica a la hora de urbanizar. Esto requiere coordinación y prever con tiempo suficiente porque le proyecto tiene que estar acabado antes de que acabe 2017, es decir, el 31 de diciembre de este año.”

Por otra parte, el concejal de IU  señaló que “la Junta no da respuestas rápidas: si el cronograma está presentado desde finales de diciembre, no puede esperar a que acabe enero para dar el visto bueno”. Además, “tiene que establecer las garantías para el cumplimiento del cronograma”.

Puentedura fue más lejos en sus explicaciones sobre los plazos: “Si en el mes de abril se tiene que iniciar las primeras obras, implica que el ayuntamiento para este ejercicio lo que tiene garantizado en su financiación son las expropiaciones, las actas de avenencia y lo realojos, pero la Junta tiene que garantizar la financiación suficiente en 2016 para las certificaciones de obra, porque el ayuntamiento es el responsable de la ejecución de las obras. No puede ser que desde la Junta no se diga cuándo va a llegar la financiación para que no se paren las obras”.

SUBVENCIONES Y VIABILIDAD

El portavoz de IU desarrolló como llegan las subvenciones hasta Granada: “Por parte del Gobierno central, tienen que decir cuando llegan las subvenciones a la Junta, que es la que las reparte al ayuntamiento. Cuando este problema lo señalan los vecinos, la respuesta no puede ser la callada”.

Puentedura reseñó que para lograr las subvenciones hay que justificarlas en un plazo concreto: “Nosotros apoyamos a los vecinos de Santa Adela, pero con un problema añadido. Cuando hablamos de obras de urbanización y dotar servicios como agua, luz, etc. y si las obras tienen que estar acabadas para justificar antes de 2018, el 31 de diciembre de 2017, todos los meses que pasen ponen en peligro la viabilidad del proyecto antes del 2018. La respuesta de la Junta de Andalucía no puede ser que no hay problema. Es una repuesta poco seria decir que si es necesario, que se trabaje en tres turnos. No se puede trabajar en turnos de mañana tarde y noche, requiere estar bien coordinados”.

SOSPECHAS DE IU

El edil de izquierdas indicó que temen que todo esto sea una estrategia para no pagar la rehabilitación de Santa Adela: “Desde IU tenemos una sospecha, por esto denunciamos que no vaya  ser que ayuntamiento, Junta y Gobierno se sientan muy cómodos en esta pelea institucional para intentar hacer el proyecto inviable y no tener así que financiarlo. Como no son capaces de decir que no quieren financiarlo o no tienen dinero, intentan poner piedras en el camino. Hay que solucionar este problema de infra vivienda, que ha sido declarada zona de transformación social”.

FALTA UN PROYECTO SOCIAL

Por último, Puentedura aportó que este proyecto debe de ir acompañado de ayudas sociales mientras los propietarios desocupan sus viviendas: “Cuando se produzcan los realojos se requerirá una ayuda social, ¿dónde está esta ayuda social? En esto no se está avanzando. Exigimos lealtad institucional en este proyecto y transparencia con los vecinos de Santa Adela para que se informe de los plazos, de cuándo llega el proyecto y si hay proyectos sociales. No podemos encontrarnos con un proyecto que esté empantanado durante años por falta de voluntad política”.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *