Viernes, 22 Septiembre, 2017

            

IU exige al Ayuntamiento que conecte la Urbanización del Serrallo a la red general de agua para evitar vertidos ilegales y el daño económico que produce a la ciudad

El portavoz municipal, Francisco Puentedura, indica que la dejadez del Ayuntamiento tolere esta situación durante más de diez años y que no quiera recepcionar las calles de la urbanización y prestar directamente los servicios municipales.

Gabinete


image_print

El portavoz del Grupo Municipal de Izquierda Unida en el Ayuntamiento de Granada, Francisco Puentedura Anllo, ha criticado la dejadez del Ayuntamiento “que está permitiendo vertidos ilegales de la Mancomunidad del Serrallo por no conectar a la red general de abastecimiento y saneamiento a esta urbanización de la ciudad de Granada, lo que está provocando un perjuicio ambiental a la ciudad y económico a las arcas municipales”.

Según explica el concejal de la organización de izquierdas esta situación se da porque “esta mancomunidad no está conectada a la red general de la ciudad de abastecimiento y saneamiento a pesar de que la mayoría de los 1.000 vecinos de esta urbanización llevan años reclamándolo”, sin embargo “el Ayuntamiento lleva desde hace más de diez años sin querer recepcionar las calles de esta urbanización y sus conexiones para el abastecimiento de agua y desagües”. Esta situación explica Puentedura “provoca que los vertidos de esta urbanización lleguen a la red general sin que la mancomunidad pague su coste lo que le provoca a la ciudadanía de Granada un gasto de alrededor de unos 300.000 euros al año, según los datos que aporta la propia EMASAGRA”.

Para el concejal de Izquierda Unida “esta situación rocambolesca donde la ciudad no conecta a la red general el suministro de esta Urbanización pero si recibe los vertidos y soporta el gasto es debido a que el Ayuntamiento no asume su obligación de recepcionar las calles sólo beneficia a unos pocos, los grandes parcelistas y propietarios de la Mancomunidad, y perjudica a la mayoría de los vecinos de la urbanización que son quienes soportan la mayor parte de los costes del sistema propio de agua que tiene la urbanización”.

Es por ello que el edil de la formación de izquierdas, quien también es miembro del Consejo de Administración de EMASAGRA, ha exigido a esta empresa municipal que permita a cualquier propietario que quiera hacer un contrato de suministro de agua pueda hacerlo y de este modo abonen sus tasa de abastecimiento, tratamiento y saneamiento en igualdad de condiciones que cualquier otro vecino y vecina de la ciudad y acabaría con una situación de vertidos ilegales”. Para ello el Ayuntamiento “debe exigir la recepción de las calles de la urbanización y si la mancomunidad se niega acudir a los tribunales por la vía de urgencia lo que permitiría acabar con una situación irregular que el gobierno municipal lleva tolerando durante más de diez años”.

Además Puentedura indica que “técnicamente es posible la conexión del suministro de agua con esta urbanización, no sólo el Ayuntamiento puede obligar a ello sino que además EMASAGRA tiene dos acometidas preparadas que no se utilizan porque el Ayuntamiento no da la orden para hacerlo”. Además el portavoz de IU indica “que si fuese necesaria alguna inversión para adaptar a la red general esta zona la mancomunidad podría asumir estos costes y compensarlo con la reclamación que el Ayuntamiento hace por más de 2 millones de euros por los vertidos incontrolados durante más de diez años, lo cual evitaría que se siga produciendo este problema”.

Por otro lado Puentedura señala que tampoco hay razones “objetivas” para mantener una Mancomunidad a la que el Ayuntamiento no presta estos servicios públicos, esta situación tuvo sentido en el origen de esta urbanización donde eran pocas viviendas alejadas del núcleo urbano, hace 40 años, con el paso del tiempo distintas parcelas se han urbanizado, con cerca de 400 viviendas y unos mil habitantes y esta Mancomunidad ya forma parte de la trama urbana de la ciudad, lo cual implica que las calles de la misma y su red de abastecimiento y saneamiento deben ser recepcionadas cuanto antes para evitar el daño ambiental que producen vertidos irregulares y el coste que soportan todos los granadinos por el tratamiento”.

Consumo desmesurado de agua

Además para el portavoz municipal de Izquierda Unida “es urgente la solución a este problema” pues según los datos de los vertidos que contabiliza EMASAGRA “el consumo de agua en esta zona es excesivo, más de 750.000 metros cúbicos al año, lo que implica un consumo por habitante y día hasta cinco veces superior que la media de la ciudad, ello como consecuencia de que la red propia que tiene esta urbanización es ineficiente y está produciendo un derroche de agua y un problema ambiental evidente”. La acometida a la red general “permitirá que cada vivienda pague en función de su consumo, con las bonificaciones pertinentes para familias numerosas y jubilados, y no beneficie a quienes más agua consumen porque tienen grandes propiedades, jardines y piscinas mientras el resto de los granadinos tienen que estar pagando por sus vertidos”, asegura Puentedura.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *