Sábado, 21 enero, 2017

Irán da por “imposible” la consecución del acuerdo nuclear

Los peores pronósticos del último intento en Viena para salvar el acuerdo nuclear entre Irán y la comunidad internacional están a punto de cumplirse después de que los negociadores iraníes hayan dado por imposible

Reuters


image_print

Los peores pronósticos del último intento en Viena para salvar el acuerdo nuclear entre Irán y la comunidad internacional están a punto de cumplirse después de que los negociadores iraníes hayan dado por imposible, debido a “la falta de tiempo y a la complejidad de los temas a discutir”, la firma del mismo antes de la fecha límite de mañana, aunque no descartan ampliar el periodo de negociación.

Estados Unidos, Reino Unido, Francia, Alemania, Rusia y China, el grupo 5+1, comenzaron este martes la ronda final de negociaciones con Irán para lograr un acuerdo definitivo sobre su programa nuclear. En juego estaba el levantamiento de las sanciones a la república islámica a cambio de una reducción significativa de su desarrollo nuclear y de la entrega de información sin restricciones sobre el mencionado programa.

El 5+1 quiere que Irán reduzca su capacidad para refinar uranio, lo que retardará la producción de material fisible utilizado para las bombas, en caso de que quieran fabricarlas. Por su parte, Teherán ha afirmado que únicamente utiliza el uranio para hacer combustible para las plantas nucleares, lo que es un derecho soberano.

Ayer, el secretario de Estado de EEUU, John Kerry, bajaba prácticamente los brazos al reconocer que todavía existe “un gran trecho de separación” en las conversaciones; y este domingo los negociadores de Irán han declarado que ni siquiera existe en estos momentos –frente al esperanzador ambiente de hace unos meses– un borrador inicial que satisfaga a las partes.

“Todavía estamos intentando alcanzar un acuerdo en los aspectos más generales del acuerdo: los niveles de enriquecimiento de uranio, el número de centrifugadoras, el calendario de actividades, la manera de levantar las sanciones, las actividades de las centrales de Fordow y Arak, etc.”, declaró una fuente del equipo de negociación iraní a la agencia semioficial ISNA.

Todo lo más se podría conseguir “un acuerdo político de principios generales”, según los negociadores, pero en modo alguno el esperado acuerdo integral sobre el programa nuclear iraní que esperaba la comunidad internacional. No obstante, la opción de ampliar el llamado Acuerdo de Ginebra “estará sobre la mesa”.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *