Martes, 22 Agosto, 2017

            

Horishima logra un nuevo oro tras imponerse en baches paralelos en una final muy accidentada

La francesa Perrine Laffont sube un puesto en el podio respecto ayer y se convierte en campeona del mundo en la prueba femenina

Imagen del podio de baches paralelos | Gabinete
Gabinete


image_print

El japonés Ikuma Horishima se ha convertido hoy en la gran estrella de los Campeonatos del Mundo de Snowboard y Freestyle Ski Sierra Nevada 2017 hasta el momento, tras lograr una nueva medalla de oro, en esta ocasión en la modalidad de baches paralelos.

En una final muy accidentada, se impuso al norteamericano Bradley Wilson en una bajada en la que ambos riders se cayeron. Y aunque Wilson logró entrar en meta en primera posición, los jueces valoraron también en la puntuación final el que Horishima realizara los dos saltos en su totalidad, mientras que su rival solamente ‘pasara’ por la segunda dificultad y no realizara técnica alguna. La puntuación final fue 20 a 15 a favor del japonés.

La medalla de bronce se fue para Suiza. Marco Tade superó la decepción de no clasificarse en la final, y se impuso al francés Sacha Theocaris, por 26 a 9, en la línea de meta.

La francesa Perrine Lapont fue la otra gran triunfadora de la jornada. Laffont, que ayer logró la plata en la modalidad individual, subió un puesto en el podio, y se coronó campeona del mundo después de vencer en el último duelo a la kazaja Yulia Galisheva, en un reñido 18 a 17 de puntuación final a favor de la francesa.

Al tercer puesto del podio se encaramó la norteamericana Jaelin Kauf, que venció en el duelo final por la presea de bronce a la surcoreana Jee Won-Seo, por 21 puntos a 14.

Si ayer ya hubo sorpresas notables en la final individual de baches hoy se han multiplicado en la prueba de paralelos. Los dos primeros días de Sierra Nevada 2017 han dejado grandes decepciones en algunos de los favoritos, y hoy especialmente en la delegación canadiense, que no ha conseguido colocar a ninguno de sus representantes en las semifinales de la competición, ni en hombres ni en mujeres. Especialmente significativas han sido las eliminaciones de las hermanas Dufour-Lapointe.

A título individual dos han sido las grandes sorpresas del día, una más que otra. La primera tuvo como protagonista de nuevo a Mikael Kingsbury. El canadiense, que se tuvo que conformar con la medalla de bronce en la modalidad de baches individual, se quedó hoy en la eliminatoria de octavos de final, tras caer con el japonés Horishima, a la postre campeón. Sin duda, una de las grandes decepciones hasta la fecha de los campeonatos.

Y la segunda correspondió a la australiana Britt Cox, que después de lograr ayer la medalla de oro, no aguantó la presión y quedó eliminada en cuartos de final ante Galisheva, que se impuso por 23 puntos a 12. Al menos se lleva de Sierra Nevada el campeonato en baches individual.

En cuanto a la representación española, los andaluces Martín Romero y Marina Terrón volvieron a enfrentarse a sus ídolos, y con sensaciones distintas. Marina perdió en primera ronda, pero al menos hoy sí pudo terminar su carrera y podrá decir que fue derrotada por la que después logró el oro, la francesa Laffont. Martín Romero, por su  parte, fue descalificado al salirse en su bajada en una de las puertas, cuando disputaba la primera eliminatoria ante el noruego Andersen.

DECLARACIONES

MUJERES

PERRINE LAFFONT (Francia): “No tengo palabras para describir lo que siento, si ayer ya me sentía muy contenta hoy es uno de los días más felices de mi vida. Ser campeona el mundo es lo máximo, qué más puedo pedir”.

MARINA TERRÓN: “La verdad que mi oponente de hoy era una rival muy difícil de ganar, yo lo tenía claro y por eso he querido disfrutar, he bajado muy relajada ante una de mis esquiadoras preferidas, y que encima ha sido la que se ha llevado la medalla de oro”.

HOMBRES

IKUMA HORISHIMI (Japón): “No ha sido una final nada fácil, pero he presionado, he ido a por ello y por eso he ganado finalmente. Mi única preocupación era llegar a meta una vez que me caí”.

BRADLEY WILSON (EEUU): “Sabía que tenía que ir muy rápido en la final con el japonés para poder vencerle y las circunstancias han hecho que los dos nos cayéramos. Son cosas que son normales que puedan pasar cuando los dos nos estábamos jugando tanto, y hay que aceptarlo así”.

MARCO TADE (Suiza): Estoy muy satisfecho con mi medalla de bronce, ayer estuve a punto de conseguirla y hoy finalmente sí he podido. Los baches paralelos son más espectaculares para los espectadores y para nosotros más divertidos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *