Lunes, 18 Diciembre, 2017

            

Hacienda podría pagar los créditos a corto de Cataluña a cuenta del FLA pero no prevé transformarlos en deuda a largo

También adelantará 350 millones a cuenta de la liquidación de 2014 que es positiva para Cataluña en 1.400 millones de euros

El ministro de Hacienda en funciones, Cristóbal Montoro | Autor: E.P
E.P


image_print

El Ministerio de Hacienda está estudiando cómo aliviar los problemas de liquidez de la Generalitat catalana y una de las posibilidades es la de pagar los vencimientos que tiene esta CCAA de los créditos a corto plazo y hacerlo como pago a cuenta del Fondo de Liquidez Autonómica (FLA), pero no autorizaría su transformación en deuda a largo plazo y con respaldo del FLA, según informaron a Europa Press fuentes del Ejecutivo. Además, Hacienda adelantará en los próximos días a Cataluña 350 millones de euros a cuenta de la liquidación del año 2014, una liquidación que normalmente se hace en junio o julio.

El gobierno catalán se ha visto obligado a mover ficha con el Gobierno central y pedir una reunión con Hacienda al ver los problemas para hacer frente a los vencimientos de créditos que tiene a corto plazo. A principios de marzo el presidente catalán admitía en el Parlament el impago de un préstamo por “tensiones de tesorería” a preguntas de un diputado de la CUP quien cifraba la cantidad no abonada al BBVA en 100 millones de euros.

Este riesgo de impago de préstamos han sido el motivo por el que la agencia de calificación crediticia Standard & Poor’s situó el ‘rating’ de emisor a largo plazo de Cataluña en revisión para una posible rebaja. En la actualidad, la calificación está situada en ‘BB-‘, pero el pasado 4 de marzo, tras situarlo en revisión, la citada agencia anunció que daría a conocer su decisión previsiblemente en dos semanas.

Y ese plazo de 15 días se cumple mañana viernes, justo el día en que el vicepresidente de la Generalitat catalana y consejero de Economía y Hacienda, Oriol Junqueras, tiene previsto reunirse con el ministro de Hacienda, Cristóbal Montoro.

Además, la Generalitat tiene otro vencimiento a corto plazo el próximo mes de abril, por otros 130 millones de euros. Estos préstamos a corto plazo están suponiendo un agobio para Oriol Junqueras, quien ya ha reconocido problemas de tesorería para hacerlos frente y quiere lograr la autorización del Gobierno para transformar algunos de esos préstamos a corto plazo en deuda a largo plazo. La petición afectaría a 1.614 millones de euros y mientras tanto, la administración catalana va renovando sus líneas de crédito a corto plazo –cuyos vencimientos en el primer semestre del año ascienden a 1.072 millones de euros–.

Estas tensiones de tesorería para hacer frente a los créditos a corto son las que llevaron a Oriol Junqueras a pedir un encuentro con el ministro de Economía en funciones, Luis de Guindos, con quien se vio el pasado día 8 de marzo en el aeropuerto de Barcelona, donde hizo escala a la vuelta de la reunión del Ecofín. De Guindos reconoció las “importantes tensiones en la financiación a corto plazo de la Generalitat” y se comprometió a seguir ayudando al gobierno catalán en sus relaciones con las entidades financieras y a interceder con las agencias de calificación.

El propio Junqueras aseguró, tras el encuentro que había pedido al ministro de Economía en funciones autorización para convertir a largo plazo créditos de la Generalitat que ahora mismo son a corto y dijo que De Guindos lo había visto “razonable”.

“Es una cuestión en la que todos estamos de acuerdo: está de acuerdo el Gobierno de Cataluña, las entidades financieras y el Ministerio de Economía, y le hemos recordado que hay autorizaciones pendientes. Él está de acuerdo en que se deben producir las autorizaciones”, aseguró entonces.

Sin embargo, quien debe autorizar la transformación del endeudamiento a corto plazo en créditos a largo es el Ministerio de Hacienda y en el departamento de Cristóbal Montoro no están de acuerdo en que esa transformación se haga con cargo al Fondo de Liquidez Autonómica (FLA)

REUNION CON MONTORO

Y por esa razón, el mismo día del encuentro con Guindos, Oriol Junqueras realizaba la primera llamada al ministro de Hacienda desde que se conformara el nuevo Gobierno de la Generalitat catalana. Junqueras buscaba urgentemente una solución a sus agobios de liquidez para hacer frente a los vencimientos de préstamos a corto plazo.

Ese encuentro se producirá mañana viernes, a pocas horas de que la agencia de calificación decida si revisa a la baja la deuda catalana. Hacienda ha buscado durante estas semanas una solución para evitar problemas añadidos a Cataluña y, entre otras, se baraja la posibilidad de pagar estos créditos a corto que la Generalitat catalana tiene dificultades para afrontar y hacerlo como pago a cuenta del FLA, con el fin de aliviar sus tensiones de liquidez.

Lo que se traduciría en resolver el problema más acuciante que tiene el Gobierno catalán en este momento. Pero el resto de vencimientos o la transformación de otros préstamos a corto en créditos a largo plazo tendrá que ser asumido por la Generalitat, según fuentes de Hacienda.

La Generalitat ya había pedido un adelanto a cuenta de la liquidación de 2014 de 700 millones de euros alegando que debía pagar la ‘extra’ de los funcionarios. Algo que Cristóbal Montoro rechazó porque la paga extraordiaria se hace en julio y para eso faltan cuatro meses.

Tal vez por ello, Oriol Junqueras remitió más recientemente otra carta al ministro de Hacienda en funciones en la que le pedía un adelanto de 1.050 millones de euros cuyo destino serían pagos a farmacias y otros servicios sociales.

Finalmente, Hacienda adelantará 350 millones de euros de la liquidación de 2014, que fue positiva para Cataluña y por la que debe recibir 1.400 millones de euros.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *