Sábado, 22 Septiembre, 2018

            

Granada pone en marcha un plan de choque policial para acabar con los cultivos de marihuana

Gobierno, Junta y Ayuntamiento exigen a Endesa que mejore las instalaciones y que establezca un canal directo de información con los usuarios afectados | Las medidas empezarán a ser contundentes a partir de febrero

Reunión en la Subdelegación del Gobierno mantenida este viernes | Foto: Asun Rodríguez
Redacción GD


image_print

La puesta en marcha de un “plan de choque policial” para acabar con los cultivos de marihuana en Granada. Esa es la medida que han acordado las distintas Administraciones para poder atajar la problemática con los cortes de suministro eléctrico en la Zona Norte de Granada en una reunión a la que han acudido el subdelegado del Gobierno, Francisco Fuentes; la delegada del Gobierno de la Junta de Andalucía, Sandra García; el alcalde de Granada, Francisco Cuenca; el Comisario Provincial de Policía Nacional de Granada, José Antonio Togores y el Coronel Jefe de la Comandancia de la Guardia Civil de Granada, Manuel Llamas, sí como representantes de Endesa.

El objetivo es desplegar, a partir de la primera semana de febrero, un plan de choque en que se “redoblarán esfuerzos” para, por una parte, perseguir el cultivo de marihuana y el fraude masivo de luz, y por la otra garantizar el derecho de los ciudadanos a acceder a este suministro “básico”, algo que adquiere más relevancia estos días de frío.

La iniciativa implicará a los servicios sociales municipales, a los cuerpos y fuerzas de Seguridad del Estado y a la propia Endesa, que elaborará un folleto informativo y activará un teléfono para el ciudadano ante los cortes de luz que puedan producirse por esta circunstancia. A la empresa suministradora de energía “se le ha exigido que mejore sus instalaciones y que establezca una vía de comunicación directa con los usuarios”, ha explicado el alcalde de Granada, Francisco Cuenca.

Los apagones se producen porque estos cultivos se alimentan de luz artificial que se obtiene con enganches ilegales, sobrepasando “en tres y cuatro veces” la potencia máxima contratada en las viviendas, de modo que se acaban dañando las instalaciones y propiciando las averías, motivo por el que Endesa también está implicada en la “lucha” contra esta “lacra”.

De forma paralela,  las Administraciones han acordado la creación de una mesa permanente de todos los actores implicados para analizar resultados y diseñar estrategias de forma periódica para abordar esta problemática.

BALANCE DE 2016

El pasado año la Policía Nacional desmanteló 1.116 enganches ilegales a la luz y registró 74 detenidos por este concepto, con 64 actuaciones en las se intervinieron plantas de marihuana y que derivaron en 110 detenidos, según ha informado en rueda de prensa el subdelegado del Gobierno en Granada, Francisco Fuentes.

En la circunscripción de la Guardia Civil supuso en 2016 un aumento de delitos por defraudación eléctrico del 60 por ciento y más del 70 por ciento en delitos por cultivo de marihuana, con 379 detenidos.

 


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.