Viernes, 22 Septiembre, 2017

            

Francisco José Sánchez-Montesinos García: “El empresariado granadino necesita de una herramienta para obtener servicios”

El nuevo Gerente de la Cámara de Comercio de Granada ha tomado posesión de su cargo con la ilusión de “trabajar en su tierra y para su tierra” y con la intención de “retener en Granada a los profesionales”

Gabinete


image_print

Francisco José Sánchez-Montesinos García (46 años) ya ha tomado posesión como flamante Gerente de la Cámara de Comercio de Granada; el granadino es Licenciado en Derecho por la Facultad de Derecho de la Universidad de Granada y Doctor ‘cum laude’ en Ciencias Económicas y Empresariales por la Facultad de Ciencias Económicas y Empresariales de la Universidad de Granada, además de haber realizado un Máster en Economía y Dirección de Empresas.

En el plano profesional, Montesinos venía desarrollando su actividad dentro del seno de la Fundación San Telmo, dedicado a la formación de empresarios para la dirección de sus empresas, compaginando su puesto con actividades directivas en el ámbito de compañías de distintos sectores.

Con anterioridad desempeñó distintos cargos en el marco de la Compañía PRENSA IBERICA, en puestos con máxima responsabilidad nacional y regional dedicada a la prensa on-line, off-line y a la producción audiovisual, asumiendo también las tareas de comunicación y relaciones institucionales de esta Compañía en la CCAA de Andalucía.

A este granadino siempre la ha caracterizado su afán por la docencia, labor que ha podido llevar a cabo a través de determinados trabajos, publicaciones, ponencias y cursos que ha tenido la oportunidad de desarrollar en estos últimos años, gran parte de ellos para la UGR.

Como consecuencia de ello, también se ha prodigado en el área de la investigación, plasmando sus resultados en diferentes publicaciones como revistas artículos, destacando por encima de ellos su libro “Capacidad de Absorción y CRM en empresas de medios de comunicación de prensa escrita”.

Ahora comienza una nueva etapa en su vida y en su carrera profesional como Gerente de la Cámara de Comercio de Granada, donde va a formar parte del equipo que está reuniendo el presidente de la entidad, Federico Jiménez González, para optimizar el funcionamiento de la Cámara:

¿Cómo se ha producido la elección al cargo? ¿Qué tal la ha encajado?

Siempre he estado ligado al empresariado granadino, y el presidente de la Cámara, hace unos meses, pensó en mí y me llamó. Yo estaba trabajando en la Fundación San Telmo en Málaga, para AndalucíaOriental, pero no para Granada. Que me ofrecieranun proyecto al servicio del empresario y en mi tierra es un privilegio para mí. Estoy halagado de que el Presidente y el Consejo Ejecutivo hayan pensado en mí.He tenido que deshacer poco a poco los proyectos que tenía en marcha con la Fundación San Telmo y me he incorporado con mucha ilusión.

¿Cuáles van a ser sus funciones como gerente?

Mis labores van a ser llevar la Dirección Técnica y encargarme de la gestión y supervisión del buen funcionamiento de la Cámara, salvo lo que es la Secretaría General. El resto me corresponde a mí, siempre bajo las órdenes del Presidente y del Comité Ejecutivo.

¿Cuáles van a ser sus objetivos en la Cámara?

La cámara es una herramienta para el empresariado, donde el empresario es el protagonista, así que lo principal es destacar la esencia de la Cámara, que es la prestación de servicios al empresario. Esta relación debe basarse en el establecimiento de una contraprestación, es decir, yo doy un servicio que el empresario necesita y él me da una contraprestación como cliente.

El empresariado granadino necesita de una herramienta para obtener servicios tales como formación, posibilidades de comercio exterior, adaptarse a las nuevas tecnologías… los campos están muy abiertos.

¿Conoce la nueva ley de Cámaras? ¿Cuál es su opinión al respecto?

Sí, existe un proyecto de ley. Pienso que se trata de una ley muy abierta, sujeta al desarrollo de las Comunidades Autónomas, que incide en la idea que antes comentaba: las Cámaras tendrán sentido, no por la obtención de lo que antiguamente se conocía como el‘canon cameral’, sino porque es capaz de generar un producto atractivo para sus clientes, que son los empresarios. La ley deja abierto este abanico para que las cámaras puedan prestar estos servicios al empresario.

¿Cuál es el papel que van a jugar las Cámaras de Comercio a favor del empresariado?

La Cámara de comercio es una herramienta que el empresariado necesita. Va desde la parte operativa de la empresa, como puede ser formación, comercio exterior… hasta la parte estratégica de la misma, lo que pasa por que las Cámaras tengan una influencia sobre lo que le interesa al empresariado, como pueden ser las infraestructuras, pero siempre enfocado desde el punto de vista empresarial, es decir, marcar las líneas estratégicas donde la ciudad debe moverse desde el punto de vista empresarial.

La Cámara de comercio es una herramienta perfecta para el empresario por sus contactos y las relaciones que desarrolla con otras entidades e instituciones.

Hablando de infraestructuras, ¿qué opina de las infraestructuras de la provincia?

Hay una cosa obvia; yo que he estado durante los últimos dos años viajando a Madrid todas las semanas, he tenido que coger el AVE en Antequera, por ejemplo. Creo que es un hecho que tenemos necesidades de infraestructuras de primera categoría, acordes con la provincia en la que estamos. Sin duda, Granada por su atractivo turístico, haría que esas infraestructuras se amortizaran y se les sacara más partido. Existe un déficit claro en infraestructuras en la provincia de Granada.

¿Cómo ve el futuro de las empresas en Granada? ¿Cree que pronto se saldrá de la crisis?

Yo siempre he creído que hay una parte de actitud personal, así es como he afrontado las situaciones durante toda mi vida. Los problemas que tienen las empresas y las personas son muy parecidos, lo único que cambia la actitud con la que enfrentes dichos obstáculos. Yo, personalmente, tengo ese optimismo, esa actitud positiva de decir que las cosas están mejorando o van a mejorar.

Ahora mismo no veo que las cosas estén mejorando de una forma tangible para la empresa, en estos momentos no se percibe al menos, pero, a nivel macroeconómico, hay datos que parecen especular que se va a mejorar pronto, aunque en empresa no se debe especular, el empresario debe estar siempre pegado a los datos de la empresa.

¿Cómo se definiría usted? ¿Y su trabajo?

Me considero una persona honrada y trabajadora. En la vida empresarial no hay especulaciones; o se funciona y se trabaja, o las cosas no salen bien.

En esta nueva etapa como Gerente de la Cámara de Comercio de Granada me mueve trabajar en mi tierra y para mi tierra. Siempre he estado al servicio del empresariado en todos los puestos que he ocupado y es lo que más me gusta, poder ayudar a los empresarios, especialmente a los granadinos, ahora que se me brinda esta oportunidad: hay que retener en Granada a los buenos profesionales.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *