Martes, 17 Octubre, 2017

            

Formación contar el Alzheimer

La Diputación refuerza la formación de los expertos que trabajan con enfermos de Alzheimer en la Residencia La Milagrosa

Gabinete


image_print

Cuarenta profesionales de la medicina, la enfermería, la psicología, el trabajo social y la fisioterapia han participado en un curso de atención especializada a enfermos de Alzheimer promovido por la Diputación Provincial en la Residencia La Milagrosa. En el grupo que ha asistido a esta actividad formativa se han incluido expertos que trabajan en este centro social así como trabajadores que se preparan para ser auxiliares de ayuda a domicilio o desempeñar su labor en centros de salud o residencias de mayores.

La Residencia La Milagrosa, ubicada en Armilla y dependiente de la delegación de Centros Sociales de la Diputación, cuenta con una planta completa dedicada a la atención y los cuidados paliativos de las personas que padecen esta enfermedad degenerativa en sus diferentes fases. La diputada delegada de Centros Sociales y Nuevas Tecnologías, Rosa Fuentes, que ha asistido a la conferencia que ha clausurado estas jornadas formativas en la “que se nos ha explicado las distintas fases de la enfermedad y las necesidades que se presentan”, ha valorado la “calidad profesional” del “equipo interdisciplinar” del que dispone la Diputación para atender a estos pacientes.

Son profesionales “inquietos” que están “requiriendo más formación complementaria” en una disciplina como el Alzheimer en la que “se necesita mucha actualización de conocimientos”, ha indicado la diputada Rosa Fuentes que se ha congratulado de que los expertos de La Milagrosa sean, con este curso impulsado por la Diputación a través del servicio de Formación de Función Pública, un “referente” para los profesionales que empiezan a formarse en los cuidados que requieren las personas afectadas por esta demencia.

Para Emilio Pastor, director de la residencia, se trata de “enseñarles con nuestra experiencia y nuestro conocimiento y ayudarles a ser mejores en su trabajo cada día”. En la misma línea se ha expresado Antonio José Olmedo, miembro del equipo médico del centro social de la Diputación, al destacar la importancia de las jornadas para “unirnos como grupo” y poder compartir conocimientos basados “en los buenos y en los malos momentos que se pasan muchos cuando se trabaja con el Alzheimer” así como poder transmitir esta experiencia “a la calle y a las familias de (afectados de) Alzheimer que muchas veces no saben donde acudir”.

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *