Miércoles, 19 Septiembre, 2018

            

Familiares de bebés robados reciben apoyo para facilitar su investigación y ayudar en la búsqueda

La mayoría de estos recién nacidos fueron sustraídos durante el franquismo y los primeros años de la democracia

Presentación de la Plataforma internacional ‘Te estamos buscando’ | Foto: Gabinete
Gabinete


image_print

La delegada del Gobierno andaluz, Sandra García, acompañada del director general de Justicia Juvenil, Francisco Muñoz, han trasladado su respaldo a las víctimas durante la presentación este viernes en Granada de la Plataforma internacional ‘Te estamos buscando’, que pretende reforzar la colaboración para esclarecer y arrojar luz sobre la presunta trama organizada en torno a estas desapariciones forzosas.

Entre algunas de las cifras que retratan la dimensión a este drama figura la aportada por el juez Baltasar Garzón en su querella contra el franquismo de 2008, donde aludía a treinta mil niños desaparecidos, víctimas de adopciones ilegales, hasta 1954, ha explicado la delegada de la Junta, quien ha incidido en que se trata de “una cuenta que no cesa y que exige verdad, justicia y reparación”.

Tras recordar que la Junta fue pionera en incluir a los bebés robados y a sus familiares como víctimas en la Ley de Memoria Histórica autonómica, García ha manifestado el compromiso de la Junta por seguir reforzando su colaboración con los colectivos con medidas como el Servicio de Asistencia a Víctimas (SAVA), la apertura de archivos o la mediación con órganos jurisdiccionales y otras instituciones para garantizar el derecho a la justicia gratuita.

“Tenemos que acompañarles y ser parte activa de su defensa y de sus derechos, quitando todos los velos que han silenciado el verdadero relato de los hechos, de las situaciones injustas y del abuso de poder”, ha afirmado la delegada, quien ha concluido asegurando que “aunque la verdad duela, duele mucho más el afán y la necesidad de saber”.

Por su parte, María Bueno, una de las impulsoras de la plataforma internacional, ha incidido en que se trata con ello de unir esfuerzos en apoyo a las víctimas de desapariciones forzosas y se ha mostrado agradecida por el respaldo institucional ante un drama que constituye un delito de lesa humanidad.

“Reza a Dios para que se muera”

Encarnación Jiménez, Soledad Román, María Lobo, madres que denuncian la sustracción ilegal de sus hijos en el Hospital Carlos Haya de Málaga entre 1974 y 1980, reivindican justicia y verdad sobre el paradero real de sus hijos.

Una de las afectadas, Soledad Román, asegura que recibió la visita de un doctor poco después del parto y que éste le trasladó que su bebé, una niña, estaba enferma y que seguramente fallecería. “Reza a Dios para que se muera”, señala que le trasladó el doctor, que dos horas después le confirmaría el presunto fallecimiento.

Pese a las insistencias de ella y de su marido al hospital para ver el supuesto cadáver de su hija, sus peticiones fueron rechazadas rotundamente y se les conminó a abandonar las instalaciones bajo amenaza de avisar a la Guardia Civil, rememora.

 



Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.