Domingo, 22 enero, 2017

Especialistas sanitarios rusos se forman en cirugía nasosinusal en el centro de simulación médica granadino

La metodología de simulación avanzada y el alto nivel profesional y docente de los profesores han sido determinantes en la elección de la Línea Iavante

Gabinete


image_print

El Complejo Multifuncional Avanzado de Simulación e Innovación Tecnológica (CMAT), sede de la Línea Iavante de la Fundación Pública Andaluza Progreso y Salud en Granada dependiente de la Consejería de Igualdad, Salud y Políticas Sociales, ha sido el escenario escogido por seis cirujanos rusos de la especialidad de otorrinolaringología para formarse en abordaje endoscópico sinunasal durante estos días.

Las razones de la selección de Iavante como entidad responsable de esta formación han sido su fórmula de entrenamiento, resultado de la suma de las instalaciones de CMAT, la metodología de simulación que emplea y el alto nivel de calidad docente. Para conseguir la formación integral de estos especialistas, la Línea ofrece un programa quirúrgico en entornos de alto realismo, con innovadores métodos de aprendizaje, el uso de modelos humanos y animales, herramientas de tecnología avanzada y simuladores físicos y de realidad virtual.

En la parte práctica los cirujanos cuentan con seis puestos quirúrgicos completos dotados del mismo equipamiento que los quirófanos de los centros sanitarios, con el objetivo de recrear un escenario lo más preciso posible. Para ello, las técnicas aprendidas se ensayan con intervenciones sobre cabezas humanas criopreservadas y con contenidos audiovisuales de cirugías reales, a los que se suman ejemplos de otros cursos anteriores que los facultativos deben analizar y comentar. El curso, además, está dirigido por Francisco Esteban y Antonio Abrante, facultativos de la Unidad de Otorrinolaringología del Hospital Universitario Virgen del Rocío, ambos profesionales de reconocido prestigio en la materia.

En la actualidad, las técnicas de cirugía nasosinusal de mínima invasión se indican para la eliminación de pólipos, tumores, control de hemorragias, sinusitis o diagnósticos de enfermedades como la de Wegener o linfomas, entre otras. Su empleo aumenta la seguridad del paciente que se somete a este tipo de intervenciones y aporta beneficios como la reducción de las estancias hospitalarias, el dolor postoperatorio, el daño en los tejidos y pérdida sanguínea, además de la ausencia de cicatrices. Con ello se consigue una rápida recuperación, permitiendo una pronta incorporación laboral y social, y una notable mejora en los resultados estéticos, ya que no se realizan incisiones en la piel.

PROGRAMA RECONOCIDO

Desde 2008, casi 1.500 cirujanos provenientes de hospitales andaluces, españoles y de otras partes del mundo como Canadá, México, Chile, Italia, Rusia y Alemania, se han formado en los tres bloques de contenido que integran el programa de cirugía: endoscopia, microcirugía y cirugía robótica, desarrollada con el sistema de intervención Da Vinci con el que la Consejería de Igualdad, Salud y Políticas Sociales dotó CMAT, convirtiéndolo en el centro pionero para el entrenamiento con esta tecnología fuera de Estados Unidos.

Además, la Federación Mundial de Sociedades de Neurocirugía eligió en 2011 a CMAT como centro avalado para la formación de neurocirujanos, convirtiéndose en el primero en el mundo con dicho distintivo y se equipara con el centro base de la federación en la Universidad de San Louis en Estados Unidos.

Este reconocimiento internacional supone un respaldo científico al programa de cirugía de mínima invasión y la inclusión del centro de simulación médica granadino en los circuitos de formación de cirujanos de todo el mundo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *