Lunes, 20 Agosto, 2018

            

El PP lamenta la eliminación de programas de ayuda a mujeres que sufren la prostitución y la trata en Granada

Los populares proponen que se recupere cuanto antes el Fondo Iniciativas Mujer, una serie de programas que incentivaban su salida de ese mundo y les proporcionaba recursos

Fernando Egea | Foto: Archivo GD
Gabinete


image_print

El grupo municipal popular en el Ayuntamiento de Granada ha criticado al equipo de gobierno socialista por suspender los programas de ayuda a mujeres en riesgo social y por no convocar el Fondo Iniciativas Mujer, que tenía como objetivo fomentar la igualdad mediante el apoyo a proyectos que trabajan con mujeres que sufren la prostitución y la trata.

En los últimos años, mientras el PP gobernaba en la capital, esos proyectos corrieron a cargo de oenegés a las que el Ayuntamiento ayudó donándoles los ingresos de las multas por el uso de la vía pública para la prostitución. Esa partida, que llegó a ser de siete mil euros anuales y el gobierno local la complementó con subvenciones obtenidas mediante otras vías de colaboración. También se pusieron en marcha iniciativas como la unidad móvil de atención a mujeres que sufren la prostitución y la cesión de pisos a una asociación para albergarlas a ellas y a sus hijos.

El concejal Fernando Egea ha lamentado que el PSOE ha suspendido “proyectos importantísimos. Pero además, ha añadido, “tampoco ha convocado ayudas para programas sociales a las que podrían haber acudido esas entidades sin ánimo de lucro”, cosa que agrava “muchísimo” la situación.

Entre los programas sociales que se han quedado sin apoyo “dejando desprotegidas a las mujeres incluidas en ellos”, Egea ha destacado el taller que gestiona la fundación Amaranta, vinculada a la orden de Las Adoratrices, para mujeres en contexto de prostitución y/o con fines de explotación sexual o laboral. Entre 2013 y 2015 recibió ayudas que llegaron a alcanzar los 3.000 euros, atendió a quince mujeres cada año y consiguió “sacar de las redes de trata y de la prostitución a varias decenas de inmigrantes”, ha destacado el concejal.

Esa misma asociación llevó a la práctica un proyecto de ayuda psicosocial y capacitación parental para unidades familiares que han vivido en contextos de violencia y exclusión social. Atendió a quince mujeres y a sus hijos y recibió una cantidad de 950 euros durante varios años.

Cruz Roja Española recibió 1.500 euros anuales entre 2013 y 2015 por el proyecto de formación de agentes sociales para mujeres que ejercen la prostitución, dirigido a mujeres de entre 18 y 34 años con otras situaciones de vulnerabilidad añadidas y que buscaba que esos agentes acercaran a las a esas mujeres a los recursos comunitarios. Atendió a 25 personas.

Por último, el Ayuntamiento facilitó a Cáritas entre 1.300 y 2.000 euros entre los ejercicios de 2013 y 2015 para Caminando Juntas, un programa de inserción socio-laboral dirigido a mujeres solas con cargas familiares y en distintas situaciones de exclusión. Atendió a unas 25 mujeres.

Fernando Egea ha remarcado que el gobierno que preside Cuenca “debería convocar de nuevo ese Fondo Iniciativas Mujer” o, en su defecto, buscar una forma de apoyo especial “por medio de ayudas específicas para unos proyectos que atienden una necesidad muy sensible y muy grave para la vida de estas mujeres”, ha subrayado, para añadir que, para las beneficiarias de todos los programas mencionados “esos recursos se convierten en imprescindibles, tanto para salir de ese mundo tan duro como para contar con un respaldo y no tener que volver a recurrir a ello”.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.