Martes, 28 Marzo, 2017

El PA denuncia la retirada de una nueva escultura de la Plaza Damasco en Almuñécar

En aquel caso se trataba de una magnífica obra realizada en mármol de Macael, que representaba un impresionante libro antiguo, partido en dos mitades exentas, obra del también coordinador del Encuentro de Escultores Sirios, Aktham Abdul Hamid

Gabinete


image_print

“En un nuevo gesto de desprecio de la Sra. Herrera por el patrimonio artístico y cultural de nuestro municipio, ha ordenado la retirada de otra de las esculturas ubicadas en la Plaza Damasco”, exponen desde el Partido Andalucista del municipio. Es la segunda obra que desaparece, de las que fueron donadas al ayuntamiento de Almuñécar por los artistas sirios que participaron en el VI Simposium Hispano Árabe, que se celebró en octubre de 2010.

En concreto, se han retirado los dos toros de mármol que adornaban el interior del minarete que hay en el centro de la Plaza, para sustituirlos por una fuentecilla, en un gesto de manifiesta “xenofobia” de Herrera, “a quien parece molestarle la pluralidad multicultural de Andalucía, y que sigue fiel a su política de actuaciones innecesarias de maquillaje urbano”, continúan desde el partido.

La escultura retirada, realizada por el escultor sirio Obai Hatuum, tiene como título “The Old Warriors” (los viejos guerreros), y representan dos fornidos toros. “Una obra que tiene mucho que ver con el arte taurino en España y Al Ándalus”, afirmaba su autor en el acto de la inauguración, hace algo más de tres años. Dos robustos animales, de gran fuerza y expresividad, en una actitud pausada que contrasta con el esfuerzo que realizan.

Se desconoce el destino de estas esculturas, “aunque mucho nos tememos que terminen arrumbadas en cualquier dependencia municipal, como ya sucediera en el verano de 2012, cuando Herrera, en otro gesto de desprecio hacia el arte y la cultura de los pueblos mediterráneos, ordenó retirar de la misma Plaza de Damasco una espectacular escultura de las realizadas en el mismo contexto de los Encuentros Hispano Árabes”, aseguran desde el PA.

En aquel caso se trataba de una magnífica obra realizada en mármol de Macael, que representaba un impresionante libro antiguo, partido en dos mitades exentas, obra del también coordinador del Encuentro de Escultores Sirios, Aktham Abdul Hamid. Desde entonces se encuentra arrumbada en la calle, junto al Estadio Municipal de Deportes de Almuñécar, algo que no debería volver a suceder con otras esculturas, en este caso los toros, que son patrimonio y propiedad de todos los almuñequeros.

Desde el Partido Andalucista de Almuñécar-La Herradura, condenamos este tipo de actividades “cuasi vandálicas” por parte de Herrera, significativas del poco respeto que siente por la cultura y que deterioran y empobrecen el patrimonio artístico y cultural de Almuñécar.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *