Viernes, 20 Octubre, 2017

            

El minuto de Berni

El ex jugador del Coviran Granada protagonizó un momento muy especial en el partido presentación y la vuelta de la Copa LEB Andalucía ante Morón

Berni Castillo ofrece el trofeo de campeón a la afición | Foto: Daniel Sánchez-Garrido
Daniel Sánchez-Garrido | @Danisgr


image_print

Ni saltó a la cancha, ni se vistió de corto, ni jugó. Berni Castillo no fue protagonista el pasado sábado por ser uno de los mejores del partido, meter la canasta del encuentro o hacer unos números espectaculares. Él se convirtió en el gran triunfador de la noche por todo lo que ya ha hecho en el club.

La noticia saltó al ámbito público en la tarde del viernes. Berni abandonaba el Coviran Granada por problemas físicos. La decisión era de mutuo acuerdo. En seguida comenzaron las muestras de afecto al jienense en las redes sociales de los seguidores más fieles del Coviran. Los mismos que han seguido al club desde su nacimiento hace cuatro años. Se marchaba un símbolo de la Fundación CB Granada, uno de los principales artífices de que Granada haya vuelto a disfrutar del baloncesto. El jienense no se desvincula completamente del club, ya que entrenará a algún equipo de las categorías inferiores.

El número 22 no será ya un número más en el Palacio de Deportes. Así lo demostraron los aficionados presentes el pasado sábado en el partido presentación del equipo y la vuelta de la Copa LEB Andalucía ante Aceitunas Fragata Moró. En el minuto 22, coincidiendo con el dorsal que portaba Berni, todo el Palacio, con el Frente Nazarí llevando la voz cantante, ovacionaba y cantaba al unísono el nombre de un ídolo: ¡Beeerni, Beeerni, Beeerni, Beeerni…! Era el minuto de Berni.

Pero no se quedaría ahí. Berni tuvo su particular homenaje en la que siempre será su casa. Se colgó la medalla como uno más de la plantilla como campeón de la Copa LEB Andalucía, aunque vestido de calle. Luego ya se encargó el capitán, Pablo García, de que Berni recogiera el trofeo. Él lo levantó y se lo brindó a su gente con un rostro visiblemente emocionado, consciente de que termina una etapa en el equipo de su vida.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *