Sábado, 22 Julio, 2017

            

El Infoca da por extinguido el incendio de Gualchos que se originó el pasado miércoles

El equipo de trabajo, desplazado hasta el lugar, ha realizado un vuelo de reconocimiento de la zona y comprobado la cantidad de masa forestal afectada y la posibilidad de pérdida de suelo por erosión

Momentos del incendio de Lújar


image_print

El dispositivo para la lucha contra los incendios forestales de la Junta de Andalucía, el Plan Infoca, ha dado por extinguido este martes el incendio que se declaró hace seis días, el pasado miércoles, entre los términos de Gualchos y Lújar (Granada).

Según ha informado el Plan Infoca en su cuenta de la red social Twitter, el incendio se ha dado por extinguido desde las 21,30 de este martes, después de que el pasado sábado se diera por controlado. El fuego, que ha contado con un gran despliegue de efectivos de la Junta de Andalucía y del Gobierno en las tareas de extinción, llegó a provocar el desalojo de más de 620 de personas de Lújar y de otras localidades y zonas rurales de la zona.

El Plan Infoca ya realizó una estimación provisional sobre la superficie afectada, apuntando unas 2.000 hectáreas de pinos, alcornoques y monte bajo.

Sobre las posibles causas, una chispa de un cable de alta tensión sobre un árbol o planta pudo ser el origen del incendio que se declaró el pasado miércoles, según señaló el subdelegado del Gobierno en Granada, Santiago Pérez, que indicó que los especialistas barajan esa hipótesis como la principal, aunque no descartan que fuera la consecuencia de algún fuego descontrolado por un comportamiento negligente.

Por otro lado, técnicos de la Consejería de Medio Ambiente y Ordenación del Territorio iniciaron este lunes las primeras evaluaciones sobre el terreno afectado por el incendio de Gualchos, que se han centrado en las afecciones en las cuencas y el estado de la vegetación y masa forestal.

El equipo de trabajo, desplazado hasta el lugar, ha realizado un vuelo de reconocimiento de la zona y comprobado la cantidad de masa forestal afectada y la posibilidad de pérdida de suelo por erosión que puede producirse durante el periodo de lluvias.

También se ha estudiado las características de la vegetación existente en la zona y los futuros problemas que puedan aparecer con las lluvias del próximo otoño-invierno, informa la Junta en una nota.

La zona afectada presenta importantes y fuertes pendientes que van desde la cima de la Sierra de Lújar hasta prácticamente el tramo final de la Rambla de Gualchos-Castell de Ferro.

Esta zona, al perder la protección de la cubierta vegetal, se encuentra en un estado de rápida erosión ante fenómenos meteorológicos, con la consiguiente e irreparable pérdida de suelo.

El equipo de trabajo ha valorado la importancia del bosque de alcornoques existente en la zona afectada, al ser éste una de las masas de alcornoque más meridional de Europa.

El alcornoque al ser una vegetación propia mediterránea se estima que podrá recuperarse con su propia regeneración natural. Desde la Junta se estudiará la fórmula de actuación que mejor se adapte al entorno.

La Consejería de Medio Ambiente y Ordenación del Territorio comenzará la redacción de los proyectos y actuaciones de recuperación y restauración de la zona afectada por el incendio tras la valoración del informe técnico de los daños.

DAÑOS EN EXPLOTACIONES AGRÍCOLAS

Paralelamente, técnicos de la Delegación de Agricultura, Pesca y Medio Ambiente de la Oficina Comarcal Agraria de Motril han iniciado, desde el pasado viernes, los trabajos de valoración de los daños en las explotaciones agrícolas y ganaderas de la zona afecta por el incendio de Gualchos.

Del mismo modo, también se están valorando los invernaderos, cultivos de olivar y almendros para elaborar el informe de daños que se elevará al Ministerio de Agricultura.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *