Lunes, 22 de Octubre de 2018

            

El Granada CF se divierte a costa del Córdoba

El conjunto rojiblanco ha vuelto a la senda de la victoria al superar a los de José Ramón Sandoval por un 4-2 que pudo ser una goleada nazarí | Tras la derrota de Las Palmas, los de Diego Martínez ya están en plazas de ascenso directo

Los jugadores del Granada CF celebran el 2-0, obra de Vadillo | Foto: Antonio L. Juárez
Chema Ruiz España | @Chema_Ruiz22


image_print

Pasito a pasito, el Granada CF continúa su viaje por esta Segunda División tan competitiva, pensando, como el propio club nazarí se encargó de recordar en el descanso, solo en el presente. Pero esto no impide que, en el camino, pueda divertirse, y menos si, como sucede ahora, suma más éxitos que fracasos. Los de Diego Martínez lo hicieron, y como niños, ante un débil Córdoba al que superaron por 4-2, aunque el choque pudo resolverse con una goleada mucho más amplia a favor del Granada. Fede Vico, Vadillo, Montoro y Rodri pusieron los goles nazaríes, mientras que Aythami, de penalti al comienzo de la segunda parte, y Bambock maquillaron el resultado.

Tras ver frenada su racha triunfal, el Granada regresaba a Los Cármenes con la intención de recuperar su buena dinámica y demostrar que la derrota en Riazor no fue más que un tropiezo. Para ello, debía superar a un Córdoba muy necesitado que se presentaba en Los Cármenes como colista y que pretendía encontrar su primer triunfo.

Lo hacía con solo dos novedades en la alineación elaborada por José Ramón Sandoval, que regresaba a Granada por primera vez tras su salida del conjunto nazarí. Carlos Abad ocupó la portería en lugar de Alberto, mientras que Jovanovic entró en banda derecha por Miguel de las Cuevas, que se quedó fuera de la convocatoria blanquiverde. Diego Martínez, en cambio, decidió dar continuidad a los once jugadores con los que ha afrontado las dos últimas jornadas.

Estos comenzaron mucho mejor que su rival en esta soleada tarde de deporte granadino. Desde el comienzo, los rojiblancos se hicieron con la posesión del esférico y, con ataques nacidos desde los flancos, comenzaron a acechar la portería defendida por Carlos Abad. Así llegó el primer tanto del partido, cuando aún se tanteaban ambos conjuntos.

A los seis minutos, un centro pasado de Víctor Díaz fue recogido por Fede Vico, que, tras amortiguar el esférico con el pecho, la cruzó a la perfección para abrir el marcador y anotar su primer gol con la elástica rojiblanca. Este pudo incrementarse solo un minuto más tarde, pero no tuvo la misma precisión para definir en el mano a mano con el portero cordobesista, que tampoco encajó el disparo de Puertas tras el rechace.

El paso de los minutos no hizo más que confirmar el dominio del Granada, que encontraba demasiadas facilidades para generar peligro. Ramos y Vadillo tuvieron en sus botas la posibilidad de engrosar la ventaja nazarí, pero el derechazo del colombiano se fue muy desviado y el gaditano no cruzó lo suficiente el esférico como para perforar la portería visitante, aunque no debería esperar demasiado para hacerlo.

Los de Diego Martínez se gustaban, haciendo que el campo pareciese inclinado hacia el área cordobesista, mientras que los califas no eran capaces de sostener las acometidas granadinas. Sandoval trató de encontrar soluciones en el banquillo, efectuando su primer cambio antes del minuto 20, pero lo que encontró fue el segundo gol del Granada.

Adrián Ramos recordó sus mejores tiempos con una fantástica galopada por la banda derecha que culminó con un pase de la muerte, introducido ya en el área. El esférico se dirigió hacia un Vadillo que, situado en la posición habitual del delantero colombiano, envió el balón al fondo de la red para quitarse la espinita clavada en la acción marrada anteriormente.

Con el 2-0 a los 20 minutos de partido, el Granada levantó el pie del acelerador, lo que no le impidió tener más ocasiones claras de gol. Las lagunas defensivas de los de Sandoval, así como sus groseros errores en la construcción del juego, favorecieron que el choque se convirtiera en un monólogo ofensivo nazarí. Puertas, a la media vuelta y de manera acrobática, estrelló el esférico en el poste en el 25, mientras que Fede Vico hizo lo propio al cazar el rechace, justo antes del primer acercamiento visitante a la meta de Rui Silva, que no tuvo que intervenir.

Vadillo, José Antonio Martínez y Ramos pudieron mandar el partido al descanso con goleada granadinista, pero Carlos Abad y la falta de puntería lo impidieron, llegando el choque al final de su primer acto con el 2-0 campeando en el electrónico.

A la vuelta de vestuarios, llegó la sorpresa en Los Cármenes. Solo tres minutos más tarde de que el conjunto granadino volviese a poner el balón en juego en el segundo tiempo, el colegiado del encuentro, Pizarro Gómez, señaló la pena máxima a favor del Córdoba en un forcejeo entre Víctor Díaz y Jovanovic dentro del área. Aythami lo transformó reavivando un partido que no parecía tener historia, aunque la tuvo por poco tiempo.

Montoro, solo cinco minutos después, recogió un balón suelto en la frontal del área para, desde detrás de la media luna, batir a Carlos Abad y poner el 3-1 en el marcador. Con este, el Granada se relajó y trató de pausar un encuentro del que se sabía dominador, para el disfrute de su afición, que volvió a arropar a un equipo con el que sí se ve identificada.

Esto permitió que el Córdoba pudiese acercarse con más frecuencia al área local, aunque continuó sin encontrar facilidades para sumar ocasiones claras. Solo pudo disfrutar de una de estas, truncada por Jovanovic al mandar al banderín de córner un mano a mano con Rui Silva en el 69’.

Parecía que aquí se acababan los sobresaltos en ambas áreas, lo que llevó a la hinchada granadinista a festejar los tres puntos durante la última media hora del choque. Sin embargo, Bambock, en una jugada aislada, anotó el segundo gol de su equipo a falta de cinco minutos para el final del partido. El marcador, en cambio, solo aguardaba un nuevo gol del Granada. Rodri, que saltó en el segundo tiempo por Ramos, cerró el partido al culminar un gran contraataque en el descuento. Con el 4-2, que pudo ser una goleada nazarí, los de Diego Martínez han vuelto a la senda de la victoria y, aunque pasito a pasito, ya se han colado en las plazas de ascenso directo.

Ficha técnica:

Granada CF: Rui Silva; Víctor Díaz, José Antonio Martínez, Germán, Álex Martínez; Montoro, Fede San Emeterio; Vadillo (Pozo 62’), Fede Vico (Nico Aguirre 72’), Puertas; y Adrián Ramos.

Córdoba CF: Carlos Abad; Fernández, Quintanilla, Aythami, Quezada; Jovanovic, Bambock, Blati Touré, Jaime Romero (Jesús Valentín 61’); Aguado (Javi Lara 71’) y Piovaccari (Erik 18’).

Goles: 1-0: Fede Vico, min. 6; 2-0: Vadillo, min. 19; 2-1: Aythami, de penalti, min. 48; 3-1: Montoro, min. 53; 3-2: Bambock, min. 85; 4-2: Rodri, min. 92.

Árbitro: Pizarro Gómez. Amonestó al local Rodri, así como a los visitantes Piovaccari, Jaime Romero, Jovanovic y Quezada.

Incidencias: Encuentro correspondiente a la séptima jornada de La Liga 1|2|3 disputado en el Nuevo Los Cármenes, ante 9.931 espectadores. Antes del comienzo del partido, se rindió homenaje a José Mingorance, exjugador del Granada CF y del Córdoba CF.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.