Sábado, 21 Julio, 2018

            

El fotógrafo Duane Michals expone en el Centro Guerrero su mayor retrospectiva

La exposición “Duane Michals”, producida por la Fundación Mapfre, es la décima muestra sobre fotografía que exhibe el Centro José Guerrero

Presentación de la exposición | Fuente: Gabinete
Gabinete


image_print

El fotógrafo estadounidense Duane Michals (Pensilvania, 1932) es uno de los autores que más han influido en la renovación de la fotografía en el último tercio del pasado siglo, gracias a su renuncia al paradigma documental, y su permeabilidad a la influencia de las artes plásticas, desde el surrealismo al conceptualismo, y su pulsión narrativa. A sus 86 años, Michals sigue en activo, sumando piezas a una extensa obra poco convencional y llena de ironía, que persigue “capturar la esencia de lo que no se puede ver”. La muestra se podrá visitar hasta el próximo 1 de abril en horario de 10.30 horas a 14.00 y de 16.30 a 21.00 de martes a sábado (el domingo sólo en horario de mañana y lunes cerrados).

La diputada provincial de Cultura y Memoria Histórica y Democrática, Fátima Gómez, ha destacado que “como es bien sabido, la fotografía está my presente en el Centro José Guerrero, no solo por el uso que de ella han hecho importantes artistas, como Luis Gordillo o Bernard Rudofsky, sino también gracias a la obra de los profesionales del medio, grandes maestros de la fotografía como Richard Avedon, protagonista de la primera exposición “In the American West” (2002), pasando por William Wegman, Graciela Iturbide, Martha Rosler, o más recientemente, Louis Faurer”.

El conservador jefe de fotografía de la Fundación Mapfre, Carlos Gollonet, ha calificado la muestra como “la mayor retrospectiva hasta la fecha del fotógrafo estadounidense, que reúne más de 270 imágenes procedentes de colecciones americanas y ofrece una amplia visión de su carrera desde sus inicios con un primer viaje a la Unión Soviética en 1958 hasta sus últimos trabajos en vídeo”. Gollonet ha calificado a Michals como “un fotógrafo muy activo, a pesar de su avanzada edad, con una obra muy original y difícil de clasificar”.

La comisaria de la exposición, Enrica Viganó, ha recordado que “las primeras fotos de Rusia le cambiaron la vida, porque de repente había encontrado el medio perfecto de expresión y dejó su trabajo como diseñador gráfico para dedicarse de lleno a la fotografía, trabajando para las grandes revistas y sobre todo, en sus proyectos personales”. Michals pretendía “capturar la esencia de nuestra existencia, porque decía que lo que no podemos ver es más importante que lo que podemos ver, y para ello supera las formas convencionales, creando secuencias y escribiendo sobre las fotos”.

El recorrido expositivo comienza por la planta baja con los retratos de sus referentes estéticos (Magritte, Balthus y De Chirico) y las fotografías de su primer viaje a la Unión Soviética durante unas vacaciones, con una cámara prestada por un amigo. En la segunda planta del centro, se puede ver una selección de sus conocidas secuencias y fototextos, como la serie “Empty New York” (1964), inspirada en la obra de Eugene Atget, que documenta la ciudad vacía y silenciosa de un domingo por la mañana. Por último, en la tercera planta, se ofrece un diálogo de las últimas obras de Duane Michals con los cuadro de José Guerrero.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.