Domingo, 28 Mayo, 2017

El discurso de Felipe VI: de "la ejemplaridad" a "la unidad"

El monarca reafirma su fe en la "España unida y diversa", en la que "cabemos todos"



image_print

Felipe VI quiere ser un referente de la “ejemplaridad” que, “con toda razón” demandan los ciudadanos. El recién proclamado Rey de España en las Cortes Generales ha manifestado su intención de ganarse “el respeto y confianza” de los ciudadanos y para ello ha asegurado que velará por “preservar el prestigio de la institución”, con una “conducta íntegra, honesta y transparente”.

Durante su primer discurso como Rey, Felipe VI ha garantizado que la corona se hará “acreedora de la autoridad moral necesaria para el ejercicio de sus funciones”.

Así, proclamó la “independencia de la Corona, su neutralidad política y su vocación integradora ante las diferentes opciones ideológicas”, que le permiten contribuir a la “estabilidad” de nuestro sistema político, y a facilitar “el equilibrio con los demás órganos constitucionales y territoriales”.

Felipe VI habló en dos ocasiones de una “Monarquía renovada para un tiempo nuevo”. “Y afronto mi tarea con energía, con ilusión y con el espíritu abierto y renovador que inspira a los hombres y mujeres de mi generación”, añadió.

Felipe VI contará con escudo real y guión real propios desde el mismo momento de su proclamación como nuevo Rey de España, en los que destacará la recuperación del tradicional fondo rojo carmesí de la monarquía española.

Felipe VI ha proclamado en su primer discurso como monarca que reafirma su “fe en la unidad de España, de la que la Corona es símbolo”, y ha destacado que es una España “unida y diversa” en la que “cabemos todos”.

Don Felipe ha deseado una España “en la que no se rompan nunca los puentes del entendimiento”, que es uno de los “principios inspiradores” del espíritu constitucional.

“Unidad no es uniformidad”, ha dicho el jefe de Estado, recordando que la Constitución de 1978 reconoce la diversidad como característica propia de la identidad española, diversidad que “engrandece” y debe “fortalecer” a España. Y ha añadido que la propia Constitución protege las lenguas de España como “patrimonio común”.

“En esa España, unida y diversa, basada en la igualdad de los españoles, en la solidaridad entre sus pueblos y en el respeto a la ley, cabemos todos; caben todos los sentimientos y sensibilidades, caben todas las formas de sentirse español”, ha manifestado.

El Rey Felipe VI ha tenido un recuerdo especial para las víctimas del terrorismo durante su discurso de proclamación ante las Cortes Generales, en el que ha defendido que la victoria del Estado de Derecho es “el mejor reconocimiento a la dignidad que merecen.

El monarca ha defendido que en la mirada al “pasado” de España, que ha abogado que se haga “sin nostalgia” y con “un gran respeto” hacia su historia, deben estar “siempre presentes, con un inmenso respeto también, todos aquellos que, víctimas de la violencia terrorista, perdieron su vida o sufrieron por defender nuestra libertad”.

“Su recuerdo permanecerá en nuestra memoria y en nuestro corazón”, ha continuado don Felipe, tras ser interrumpido por los aplausos del Hemiciclo. El Rey ha añadido que la victoria del Estado de Derecho y el “mayor afecto” de los españoles es “el mejor reconocimiento a la dignidad que merecen.

El Rey Felipe VI ha rendido en la primera parte de su discurso de proclamación ante las Cortes un sentido homenaje “de gratitud” a su padre, Don Juan Carlos I, por su reinado “excepcional” y por haber convocado a los españoles “a un gran proyecto de concordia nacional que ha dado lugar a los mejores años de nuestra historia contemporánea”.

El monarca ha aprovechado el momento para expresar también su gratitud a la generación que hizo la Transición española, “que abrió camino a la democracia, al entendimiento entre los españoles y a su convivencia en libertad”, ha añadido el Rey.

Esa generación, ha reconocido, logró poner los cimientos que permitieron superar “diferencias que parecían insalvables”, “conseguir la reconciliación de los españoles” y “reconocer a España en su pluralidad”.

El Rey Felipe VI ha afirmado este jueves que los poderes públicos tienen el “deber moral” de luchar contra la crisis económica y sus consecuencias y de proteger a las familias que se encuentran en una situación vulnerable como consecuencia de la misma, además de transmitir un “mensaje de esperanza” a los ciudadanos.

Ha dedicado una parte de su discurso de proclamación ante las Cortes Generales a las relaciones internacionales y ha manifestado su apuesta por una Europa “fuerte, unida y solidaria, que preserve la cohesión social”, como uno de los “principales proyectos” para España. LEA AQUÍ EL DISCURSO ÍNTEGRO.

La Reina Sofía, que ha sido largamente ovacinada, y doña Elena han abandonado este jueves el Congreso de los Diputados “emocionadas” por el discurso pronunciado por su hijo y hermano respectivamente, el Rey Felipe VI, durante el acto de su proclamación.

El presidente de la Generalitat catalana, Artur Mas, y el lehendakari, Ínigo Urkullu, así como diputados y senadores de CiU Y PNV , han sido los únicos que se han negado este jueves a aplaudir a Felipe VI durante su acto de proclamación como nuevo Rey de España. Por este hecho Urkullo y Mas han sido abucheados al salir a la calle.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *