Viernes, 19 de Octubre de 2018

            

El Consejo de Ministros desbloquea el Eje eléctrico de alta tensión Caparacena-Baza-La Ribina

Un cambio de prioridad en el anexo del plan significa que, en la práctica, deberá ponerse en marcha en 2020 | La línea potenciará el desarrollo de amplias zonas de Granada, Jaén y Almería

Imagen ilustrativa | Archivo GD
Gabinete


image_print

El Consejo de Ministros ha aprobado, en su reunión de ayer viernes 27, la “modificación de aspectos puntuales del documento de Planificación Energética Plan de Desarrollo de la Red de Transporte de Energía Eléctrica 2015-2020” que modifica la consideración del Eje y pasa formar parte del anexo 1, lo que significa en la práctica que debe estar en marcha en el año 2020. De esta manera se concreta el acuerdo alcanzado el pasado 23 de julio entre el presidente de España, Pedro Sánchez, y la presidenta de la Junta de Andalucía, Susana Díaz, de impulsar esta infraestructura eléctrica.

Esta línea de alta tensión de 400 kV es una reivindicación que tanto el gobierno andaluz como el Parlamente de Andalucía, a través de distintas iniciativas, venían reclamando al anterior gobierno de España, sin conseguir su inclusión entre las infraestructuras prioritarias. Desde la Consejería de Empleo, Empresa y Comercio se aportaron los correspondientes estudios que validan su importancia para mantener la vertebración territorial y social de una parte de Andalucía, y para el futuro económico y el bienestar y progreso de unos 100 municipios y de los más de 550 mil hombres y mujeres que en ellos habitan.

El desarrollo del eje de alta tensión Caparacena-Baza-La Ribina incrementará la seguridad del suministro en Andalucía Oriental evitando fallos en la red, mejorará notablemente los parámetros de la red de transporte y dará apoyo a la red eléctrica de distribución lo que redundará en una mejora de la calidad del suministro a los habitantes y permitirá la implantación de proyectos empresariales de distintos sectores productivos.

Por otro lado, la nueva infraestructura garantizará que los proyectos de energía renovable se conviertan en una realidad con la consiguiente creación de empleo, y su efecto beneficioso en el desarrollo económico y social de la zona, que presenta en la actualidad una alta tasa de envejecimiento y bajo implantación de establecimientos industriales, por las deficiencias en el suministro eléctrico.

A partir de las últimas subastas eléctricas existen empresas con intenciones de desarrollar iniciativas de generación de energías renovables de más de 360 MW, que cuentan con Autorización Administrativa en vigor, y tenían un plazo máximo de puesta en servicio el final de año 2019, y que se veían afectadas por la situación de bloqueo por parte del anterior gobierno central.

Según las asociaciones de promotores, hasta 2015 se contabilizan más de 1.100 MW con Autorización Ambiental, del orden de 850 MW con Autorización Administrativa y 404 MW con priorización y derechos de acceso a la red de transporte en el nudo de Baza.

Todos estos proyectos, que consolidarían el más importante polo de desarrollo de energías renovables para Andalucía, pueden avanzar ahora gracias al eje de 400 kV que permitirá plena respuesta a una generación de energía renovable del orden de 1.000 MW de generación renovable, en función de los estudios de capacidad realizados por Red Eléctrica.

La puesta en marcha del Eje significará también el fin de un “gran agujero negro” de infraestructuras energéticas, único en todo el territorio español y que ha lastrado el desarrollo de esa zona, y la permitirá su transformación a polo de generación de energía con fuentes renovables, que podría convertirse en uno de los más importantes a nivel nacional por la cantidad de recursos renovables disponibles.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.