Jueves, 27 Julio, 2017

            

El Ayuntamiento hace un balance “positivo” del ‘Proyecto Vida Independiente’ que ayuda a jóvenes discapacitados

Este proyecto se puso en marcha en febrero de 2015 y actualmente se pueden extraer algunas conclusiones por parte de los técnicos municipales y de estas asociaciones

La Concejalía de Bienestar Social del Ayuntamiento de Granada, Fernando Egea
E.P.


image_print

La Concejalía de Bienestar Social del Ayuntamiento de Granada ha hecho un balance “positivo” del ‘Proyecto Vida Independiente’, durante el segundo curso, que se está desarrollando con las asociaciones granadinas Aspace y Asperger, que tiene como objetivo ofrecer la oportunidad a jóvenes discapacitados mayores de 18 años de salir de su entorno familiar y experimentar una vida de manera independiente.

Según ha informado el Ayuntamiento en una nota, han puesto a su disposición dos pisos de titularidad municipal, en el primero de los cuales Aspace ha supervisado la vida en común de dos chicos de esta asociación con una estudiante de la Universidad de Granada (URG). En el segundo piso, han convivido dos chicos con Síndrome de Asperger y un estudiante de la UGR, que ha hecho un seguimiento de su convivencia y de los objetivos que han conseguido.

Este proyecto se puso en marcha en febrero de 2015 y actualmente se pueden extraer algunas conclusiones por parte de los técnicos municipales y de estas asociaciones, quienes han seguido el proyecto a diario y han visto la evolución de los chicos.

Según el concejal Fernando Egea, el proyecto ha estado basado en una serie de objetivos establecidos, como la adquisición de habilidades de relación interpersonal, de la vida diaria relacionadas con el vestido, el aseo personal o la alimentación, desarrollo de la responsabilidad o la autonomía en el desempeño de las tareas domésticas.

Por su parte, y a juicio de los técnicos de las asociaciones, “el programa es un éxito porque ayuda a los jóvenes con discapacidad a ser auto suficientes, conocer sus posibilidades y limitaciones y conocer herramientas para superar las dificultades, así como da la posibilidad a los estudiantes de tener un alojamiento a cambio de convivir con estas personas, ayudarles y aprender de ellos”, han explicado.

En este sentido, tras los buenos resultados del primer curso, en el actual se ha ampliado en uno el número de participantes, hasta completar todo el espacio disponible en el piso. En total, han convivido tres personas con síndrome de Asperger con un universitario en un piso, y en el otro, dos personas con parálisis cerebral con otra universitaria. Asimismo, Egea ha destacado que “los habitantes de estas casas han conseguido dar significado al nombre de ‘Proyecto Vida Independiente'”

El edil ha afirmado que resulta complicado saber quiénes son las personas con discapacidad y quienes los universitarios de apoyo, porque “cuando se normaliza la diversidad, solo se ve la capacidad y el esfuerzo por salir adelante, por gestionar sus propias vidas”.

Durante este tiempo, se ha podido comprobar como Ana, una de las participantes, ha finalizado sus estudios universitarios en Bellas Artes a la vez que inauguraba su primera exposición en el Centro Rey Chico dentro del programa ‘Arte Joven’.

Dado el éxito de este proyecto, la Comisión Ejecutiva del Consejo Municipal de Personas con Discapacidad, ha acordado en su última sesión dar paso a otras asociaciones de personas con discapacidad para que el curso próximo otras personas puedan beneficiarse de este proyecto. En esta línea, Granadown y Asprogrades han iniciado los pasos previos de selección y preparación de las personas que puedan beneficiarse.

La universidad y, en concreto, la Facultad de Psicología, sigue apostando por este proyecto, por lo que el pasado 20 de abril, ha presentado otra iniciativa que ha surgido a raíz de la experiencia del ‘Proyecto Vida Independiente’, denominada ‘Banco del Tiempo’, a través de la que se pretende dar respuesta a otras necesidades como salir al cine, ir de compras, viajar, conocer los recursos de ocio y ofertas de empleo. Las asociaciones, a través de una plataforma online, comunican cuáles son sus necesidades y los alumnos se ofrecen en la misma plataforma para atender esas demandas.

En definitiva, las entidades que forman parte del proyecto tanto el Ayuntamiento, como la Universidad de Granada, Diputación y La Caixa y el propio Consejo Municipal de personas con discapacidad, quieren generar un “mayor compromiso” y continuar con el ‘Proyecto Vida Independiente’.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *