Domingo, 21 de Octubre de 2018

            

El Ayuntamiento de Granada facilita una vivienda a diez personas sin hogar

El programa 'Habitat-Housing First' buscará dar una respuesta definitiva a un problema que afecta a 180 personas en la ciudad

Fachada del Ayuntamiento | Foto: Daniel Bayona
E.P.


image_print

Cinco personas sin hogar que residían de forma habitual en las calles de Granada viven desde principios del pasado verano en un piso gracias al programa ‘Habitat-Housing First’ puesto en marcha el año pasado por el Ayuntamiento de Granada y que beneficiará inicialmente a diez personas.

Granada se suma así a un programa “radicalmente diferente e innovador a la metodología tradicional” activado ya en 17 ciudades españolas, entre ellas Córdoba y Sevilla, y que pretende dar una respuesta “definitiva” a un problema que en esta ciudad afecta a 180 personas, según datos el Informe “Conocer por Actuar” de la Junta de Andalucía.

La concejal de Derechos Sociales, Educación y Accesibilidad, Jemi Sánchez Iborra, ha explicado que el programa puesto en marcha, tras la firma del convenio en diciembre de 2017 con Rais Fundación y Asociación Provivienda, cuenta con el consenso unánime de todas las formaciones políticas.

La iniciativa beneficiará a un total de diez personas sin hogar que podrán residir así en una vivienda propia. Por el momento, se han alquilado ocho pisos de los diez previstos que se encuentran distribuidos por toda la ciudad.

La edil ha hecho hincapié en que el programa se dirige a personas sin hogar con una larga trayectoria en la calle, que además presentan una especial vulnerabilidad por problemas de adicción, salud mental o discapacidad.

Las personas sin hogar contarán a lo largo de todo el proceso “indefinido” con el apoyo del personal de Rais y Provivienda, que respetará en todo momento las decisiones y ritmos de los beneficiados, tal y como ha informado Daniel Fábregas, responsable del programa Housing First de Provivienda.

Jemi Sánchez ha recordado el “excelente resultado” del programa en otras experiencias internacionales, con un 85 por ciento de permanencia de los beneficiados en la vivienda, a la vez que ha defendido la “importancia de entender el derecho a la vivienda como una metodología basada en el respeto y que mejora su calidad de vida”.

Las personas inscritas al programa adquieren los compromisos de recibir una visita semanal por parte del equipo de apoyo; en caso de contar con ingresos, de aportar el 30 por ciento al programa, porcentaje que se calcula que cada persona destina a su vivienda, y el respeto y buen uso de la misma, en iguales condiciones que en cualquier contrato de alquiler.

Un total de 47 personas sin hogar se han mostrado interesadas en participar en el proyecto, de las que 42 cumplían los requisitos demandados, 37 hombres y 5 mujeres.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.