Domingo, 18 de Noviembre de 2018

            

El acusado de haber matado de un tiro a su pareja dice que intentó ayudarla

Se ha declarado inocente y afirma que la encontró ya herida cuando bajó a socorrerla

Zona Norte de Granada | Foto: Archivo GD
E.P.


image_print

El hombre acusado de matar de un tiro a su compañera sentimental en noviembre de 2016 en su vivienda de la zona Norte de Granada, dejándola luego junto a un contenedor, ha declarado este lunes que no lo hizo, sino que se la encontró ya malherida cuando bajó a la calle y que intentó “ayudarla” taponando la herida y tratando de “que no se durmiera”.

El procesado, de 38 años, se enfrenta a una petición fiscal de 16 años de prisión por un delito de homicidio y otro de tenencia ilícita de armas y está siendo enjuiciado desde este lunes por un jurado popular en la Audiencia Provincial de Granada, adonde ha llegado entre gritos de “asesino” de la familia de la víctima, que se ha concentrado frente a la sede judicial para reclamar “justicia”.

Ha relatado que la noche en que ocurrieron los hechos, aquel 28 de noviembre de 2016, él se encontraba en la vivienda con su pareja y un amigo que le había estado ayudando con la plantación de marihuana que tenía en la casa porque “se estaba anegando”. La Fiscalía acusa a esta segunda persona de encubrir el crimen, ayudando a bajar a la víctima desde el domicilio a la calle para hacer creer que había recibido un disparo por un desconocido mientras tiraba la basura. Pide para él tres años de prisión.

El principal acusado ha negado esta versión ante el tribunal del jurado. En contraposición, ha dicho que estando los tres en la vivienda, la víctima en un momento dado “salió de la cocina con una bolsa de basura” diciendo que iba a tirarla y que al poco tiempo, sobre las 21,15 horas, le llamó por teléfono desde la calle diciéndole “baja, ayúdame, corre”.

“Bajé corriendo por las escaleras (…), Sara — de 35 años entonces– estaba de rodillas al lado del cubo de basura (…) creía que era un mareo, estaba como blanca y no hablaba, sólo señalaba hacia los jardines y le vi en el lado un agujerillo y una gota de sangre”, ha relatado.

Preguntado sobre por qué no llamó inmediatamente a los servicios sanitarios, ha relatado que se quedó “bloqueado”, pues “nunca en la vida había visto nada así” y que contactó con su padre para que viniera a ayudarle y llamara a la ambulancia y a la policía.

Durante su testimonio, ha garantizado que ambos se llevaban “perfectamente” y que es “mentira” que discutieran con frecuencia. Ha atribuido las contradicciones respecto a su declaración en la fase de instrucción a que “fue una situación muy fuerte” y en aquel momento “tenía el corazón destrozado”.

De hecho, ha dicho que no entiende por qué se le atribuye la autoría del crimen porque “la quería” y ha garantizado que ni tiene “permiso de armas ni arma”.

La Fiscalía mantiene no obstante que, “en circunstancias que no han quedado acreditadas, pero siendo plenamente consciente de su acción”, el acusado efectuó de forma intencionada un disparo contra su pareja a corta distancia, hiriéndole en la zona baja del abdomen”.

Acto seguido, “guiado por el deseo de eludir su responsabilidad” y estando aún ella con vida, llamó por teléfono al otro acusado para que fuera a la casa. Una vez allí, ambos convinieron bajarla a la calle “para hacer creer a los demás” que “había recibido un disparo por un desconocido mientras bajaba la basura al contenedor para, de esta forma, ocultar el crimen”.

La mujer, que ha dejado tres hijos menores de una anterior relación, fue trasladada al Hospital Virgen de las Nieves de Granada, donde falleció a las 8,15 horas del día siguiente.

La acusación particular, que ejerce la familia de la víctima, ha pedido un total de 21 años de prisión para el principal acusado por un delito de asesinato y otro de tenencia ilícita de armas. Algunos de los familiares y allegados han acudido como público a esta primera sesión del juicio en la que el presidente del tribunal ha expulsado a uno de los asistentes y otro ha abandonado la sala por su propio pie durante el testimonio del acusado. El juicio está previsto que continúe este martes y se prolongue hasta el próximo 28 de junio.


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.