Viernes, 20 Octubre, 2017

            

Diputación y Colegio de Abogados renuevan el convenio que regula la Oficina de Intermediación Hipotecaria

Las dos instituciones revalidan su compromiso conjunto con las familias granadinas que se enfrentan a la dramática situación de perder su vivienda

Acuerdo entre ambas instituciones | Foto: gabinete
Gabinete


image_print

La Diputación Provincial de Granada y el Colegio de Abogados han renovado el convenio de colaboración de la Oficina de Intermediación Hipotecaria, un servicio público y gratuito que ofrece asesoramiento experto y mediación con las entidades financieras a las familias con dificultades para pagar su hipoteca. Desde su puesta en marcha en el año 2012, los abogados que prestan este servicio en la Oficina de Intermediación Hipotecaria de Granada han atendido más de 550 asuntos, a los que se suman los 264 de la Oficina de Motril.

El presidente de la Diputación Provincial de Granada, José Entrena, y el decano del Colegio de Abogados de Granada, Eduardo Torres, han suscrito esta mañana el nuevo acuerdo, que consolida la apuesta por una herramienta que pone de manifiesto labor social de ambas instituciones. Y que sigue siendo necesaria, tanto por el importante servicio que presta a los granadinos como por la labor de concienciación que desarrolla y que ha contribuido al cambio de actitud de las entidades financieras. En lo que va de año, la Oficina de Intermediación Hipotecaria ha recibido más de 40 nuevos asuntos, de los que ya se han resuelto más de la mitad, y en un 78% de los casos con resultados favorables.

El presidente de la Diputación ha subrayado la necesidad de sostener, como servicio público, un instrumento “de enorme utilidad para las familias que peor lo están pasando”. Entrena ha destacado, asimismo, que uno de sus objetivos es que “la Diputación de Granada ponga sus recursos a disposición de los que peor lo están pasando”. “Ésa es nuestra responsabilidad y la razón de ser de las instituciones públicas”, ha señalado.

El decano del Colegio de Abogados de Granada, por parte, ha expresado su más absoluta satisfacción por el hecho de que el nuevo gobierno de la Diputación haya decidido apostar por la Oficina de Intermediación Hipotecaria, que continúa siendo necesaria en un contexto en el que muchas familias granadinas siguen teniendo graves dificultades económicas. “La labor de la Oficina de Intermediación es el mejor ejemplo de la función social de la Abogacía”, ha indicado el decano, que ha apuntado que mientras persista el problema de los desahucios, la Abogacía seguirá trabajando desde todos los ámbitos para ayudar a quienes temen perder su vivienda.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *