Miércoles, 26 Julio, 2017

            

Diez consejos para acabar con el acné

Esta patología es, en muchas ocasiones, la causa de importantes complejos especialmente entre los adolescentes

Rita M. Marín @marinruiz_rita


image_print

El acné es una enfermedad crónica inflamatoria de la piel, caracterizada por la formación de pústulas, nódulos y cicatrices que aparecen, fundamentalmente, en la cara y parte superior del tronco.

Es común clasificarlo en cuatro categorías según el tipo, severidad y cantidad de lesiones.

Grado 1: las principales lesiones son comedones y hay menos de 5 inflamatorias en una mitad de la cara.

Grado 2: hay entre 6 y 20 lesiones inflamatorias en una mitad de la cara. El tronco también puede estar afectado.

Grado 3: hablamos de entre 21 y 50 lesiones inflamatorias en una mitad. Las áreas de piel afectada se extienden además de la cara, al torso y espalda.

Grado 4: hay más de 50 lesiones inflamatorias en una mitad de la cara. A este grupo pertenece el acné noduloquístico caracterizado por muchas lesiones nodulares grandes y dolorosas.

Hoy queremos compartir diez consejos que pueden ser útiles para el cuidado de la piel que sufre algunas de estas variables de acné.

-Alimentación saludable con frutas, verduras, frutos secos y semillas. Una forma sencilla y deliciosa de hacerlo es a través de batidos y zumos. Por lo menos una ensalada todos los días.

-Importante ingesta de agua. Beber mucha agua todos los días es fundamental. Al menos hay que beber dos litros sin gas. Si la piel se deshidrata las células muertas no están cubiertas, lo que puede llevar a bloquear los poros y producir más acné.

-Los probióticos y prebióticos. Son alimentos que ayudan a restablecer las buenas bacterias en el intestino, y por lo tanto produce un beneficio general para el organismo.

-Suplementos alimenticios. A veces no es posible obtener todas las vitaminas, minerales y nutrientes necesarios para tener una piel cuidada. Podemos estar comiendo de forma adecuada, pero por determinados factores no absorbemos todo lo que necesitamos en nuestra dieta. Por eso, hay algunos suplementos que ayudan al cuidado del acné y mantenimiento de la piel.

-Usar productos naturales en la piel. Evitar aquellos que contienen sustancias químicas que pueden agravar la piel propensa al acné.

-Reducir el estrés. Es uno de los mayores precursores del acné, especialmente más allá de la pubertad.

-Reducir el consumo de azúcar y carbohidratos refinados.

-Disminuir el consumo de cafeína, que aumenta los niveles de hormonas del estrés en el cuerpo y pueden agravar por tanto la producción de acné.

-Reducir el consumo de carne roja y productos lácteos. Son difíciles de digerir y está relacionado con la salud de los órganos internos. Además, contienen altos niveles de hormonas que pueden aumentar el acné.

-Sol y aire fresco. El sol estimula la creación de la vitamina D, esencial para una piel sana. Un poco de aire fresco todos los días también reducirá el estrés y aumentará el oxígeno en la piel.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *