Viernes, 20 enero, 2017

Detenido un hombre acusado de robar en ocho cortijos en Motril

Las investigaciones fueron realizadas por agentes del Grupo de Policía Judicial de la Comisaría de Motril y el joven fue puesto a disposición de la autoridad judicial 



image_print

Agentes de la Policía Nacional han detenido en Motril (Granada) a un hombre de 24 años de edad, originario de países del este europeo y vecino de Carchuna, al que atribuyen la presunta autoría de al menos ocho robos en distintos cortijos de la costa tropical, en particular en las zonas de Motril, Almuñécar y Lobres.

Según informa la Policía en un comunicado, los hechos ocurrieron hace unos días cuando el propietario de un cortijo de la zona presentó denuncia en la Comisaría de Motril y relataba haber sido objeto de un robo en el que los autores se habrían llevado diversos objetos y enseres de la vivienda.

A esta denuncia se unió alguna más en las que coincidían varias características y “modus operandi” de los autores de los mismos, lo que facilitó la línea de la investigación.

Además, gracias a la colaboración de vecinos de las distintas zonas, que aportaron datos e informaciones a los investigadores en relación a los hechos, la Policía pudo centrar las pesquisas sobre determinados grupos que hace tiempo habían operado en la zona.

Fruto de las gestiones policiales y de las informaciones de los ciudadanos, los policías centraron la investigación sobre unos individuos residentes en la Costa tropical, a los que localizaron.

En el transcurso de estas gestiones, los investigadores pudieron saber que el presunto responsable de los robos era solamente uno de ellos y que los demás, a pesar de ser conocedores de forma indirecta de las andanzas de su compatriota, no habían colaborado de ninguna forma con él y en todo momento facilitaron el trabajo policial.

Interceptado el individuo supuestamente sospechoso, los policías pudieron saber que en un domicilio de la zona el presunto responsable de los robos tenía escondidos más de 40 objetos, todos ellos que habían sido denunciados por los titulares de los cortijos y viviendas siniestrados con anterioridad, ordenadores portátiles, tablets; un asador doméstico; juegos de pinzas de coche, una pistola neumática para clavar, una alargadera eléctrica; un soplete y diversas herramientas y efectos como destornilladores y enchufes.

Realizadas ciertas comprobaciones para determinar el origen de estos efectos, los policías de la Comisaría detuvieron al individuo y lo trasladaron a dependencias policiales.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *