Viernes, 20 Octubre, 2017

            

Desmantelada una organización de tráfico de drogas y detenido un fugado de la justicia británica

Se han intervenido 30 kilogramos de marihuana, armas, vehículos además de 85.000 euros y 600 libras esterlinas en metálico

Arma incautada


image_print

La Guardia Civil en el marco de la operación ‘Hoyo 18’ ha desarticulado una peligrosa organización delictiva dedicada al tráfico internacional de drogas, deteniendo a siete personas, una de las cuales se encontraba entre las 10 más buscados por las autoridades policiales y judiciales del Reino Unido, figurando en el Top Ten de la organización benéfica ‘Crimestoppers’, que ayuda a encontrar delincuentes y resolver delitos.

Han sido realizados un total de seis registros domiciliarios, cinco de ellos en la provincia de Granada y uno en la de Murcia, interviniéndose más de 30 kilogramos de marihuana, ya elaborada y dispuesta para su distribución, material para el envasado, varias armas de fuego, una propiedad inmobiliaria, vehículos, y dinero metálico, más de 85.000 euros y 600 libras esterlinas.

Han sido detenidas siete personas, cuatro hombres y tres mujeres, de nacionalidades inglesa, chilena, rumana, georgiana y española, a los que se les imputa la presunta comisión de los delitos de pertenencia a organización criminal, contra la salud pública (tráfico drogas), blanqueo de capitales, falsedad documental, y tenencia ilícita de armas.

DETENIDO UN REQUISITORIADO INTERNACIONAL

Entre los detenidos estaba el súbdito británico M.J.R, el cual se encontraba entre los 10 más buscados de las Autoridades policiales y judiciales del Reino Unido, figurando en el Top Ten de la organización benéfica ‘Crimestoppers” que ayuda a encontrar delincuentes y resolver delitos, según informaron fuentes de la Guardia Civil en un comunicado.

A principio de este año, la Guardia Civil de Alicante tiene conocimiento de la existencia de una organización criminal dedicada al tráfico internacional de productos cannábicos (marihuana), la cual introducían en varios países de la Unión Europea, principalmente el Reino Unido.

La droga, de gran calidad tras un elaborado proceso de secado y envasado al vacío, era trasladaba empleando diferente tipos de vehículo, como auto caravanas, vehículos comerciales, camiones, o coches de gran cilindrada, utilizando la técnica del “Go Fast”, que consiste en transportar de manera más rápida la droga a bordo de este tipo de vehículos y así poder rebasar los posibles controles fronterizos.

Continuando con las investigaciones, se llegó al conocimiento que la compra y procesamiento de las sustancias estupefacientes se realizaba en la provincia de Granada, nutriéndose para ello de “pequeños agricultores” de la zona, derivándola posteriormente hasta “guarderías” seguras ubicadas en localidades de esa provincia y la de Alicante, y desde donde era después exportada a otros países.

La operación ha sido desarrollada por la Guardia Civil de las Comandancias de Alicante y Granada, en colaboración con el Equipo de Huidos de la Justicia de la Unidad Central Operativa de la Guardia Civil y la National Crime Agency británica.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *