Sábado, 25 Marzo, 2017

Desarticulan una red de narcotraficantes que pretendía asentarse en la costa de Granada



image_print

Miembros del Servicio de Vigilancia Aduanera de Motril (Granada) han detenido a cinco componentes de una organización de Salamanca dedicada a la venta de cocaína que intentaba asentarse en la costa granadina.

En el momento de la detención, los agentes les intervinieron cerca de medio kilo de cocaína y los dos vehículos monovolúmenes en los que viajaban, han informado a Efe fuentes judiciales.

La titular del Juzgado de Instrucción 2 de Motril ha ordenado el ingreso en prisión por un delito contra la salud publica y por la presunta pertenencia a una red de narcotráfico de cuatro de los detenidos, entre los que se encuentra el considerado como cabecilla de la organización, y ha dejado en libertad bajo fianza a una mujer, que tendrá que personarse en el juzgado dos días al mes.

La detención se llevó a cabo después de que los servicios centrales de estupefacientes de Vigilancia Aduanera se percataran de que un grupo organizado dedicado a la venta de droga en la provincia de Salamanca estaba desplazando su organización a la costa granadina, donde pensaba asentarse, por lo que se dio aviso a los agentes de Motril.

Durante algo más de dos semanas realizaron un seguimiento exhaustivo de forma discreta a este grupo de personas con la intención de poder detenerlos con mercancía en su poder y antes de ser distribuida.

Un operativo especial llevado a cabo el jueves pasado permitió la detención de los presuntos narcotraficantes cuando viajaban por la N-323 (antigua carretera de Granada a Motril) para dirigirse a la localidad granadina con la intención de llevar la droga.

En el momento de la detención le fueron intervenidos cerca de medio kilo de cocaína repartida en varias bolsas de plástico y preparada para ser repartida entre pequeños vendedores de la costa granadina, así como los dos vehículos en los que viajaban.

A los detenidos, de etnia gitana, les consta un amplio historial delictivo relacionado con robos con fuerza, receptación de mercancía y delitos contra la salud publica, entre otros, según las fuentes.

El juez ordenó ayer el ingreso en prisión de los cuatro hombres detenidos, uno de ellos el responsable de la organización, mientras que dejó en libertad con cargos a la mujer.

El Servicio de Vigilancia Aduanera da por cerrada la operación con estas detenciones.

Esta es la segunda red dedicada al trafico de estupefacientes, en concreto a la venta de cocaína, que ha sido desarticulada por el Servicio de Vigilancia Aduanera en la costa granadina en menos de un año.

La última operación se produjo a finales de diciembre del año pasado en las provincias de Granada, Málaga y Vitoria, y se saldó con la incautación de dos kilos de cocaína, 63 de hachís, dos kilos de MDMA -una droga sintética-, 25.000 euros y cuatro vehículos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *