Miércoles, 26 Julio, 2017

            

Denuncian que el polideportivo de Albayda, de gestión privada, adeuda al Ayuntamiento más de medio millón de euros

El portavoz de IU, Paco Puentedura, critica además que la multa que impone el Consistorio por el impago sea de 5.000 euros, a la par que exige que se le retire a la empresa la cesión de la explotación y que el polideportivo vuelva a ser de gestión pública



image_print

El polideportivo de Albayda, de nombre oficial Antonio Prieto, abrió sus puertas en 2013. Desde entonces una empresa privada gestiona las instalaciones, tras hacerse con un contrato municipal de explotación en el que se comprometía, entre otras cosas, a pagar un canon anual de 250.000 euros. Sin embargo y según ha denunciado IU, la empresa ha incumplido el calendario de pagos y ya le adeuda al Ayuntamiento de Granada más de medio millón de euros, una cifra que el portavoz de la formación, Paco Puentedura, resalta puesto que “las instalaciones se construyeron con dinero de todos los granadinos”. Para el líder de izquierdas, “el alcalde y el equipo de gobierno permiten a una empresa privada lucrarse de un equipamiento público” por el que no están pagando, además de mostrarse “laxos” en las medidas para reclamar el pago de esa cantidad y en la multa impuesta a la empresa, de 5.000 euros.

Desde IU se ha criticado que desde 2013, la empresa concesionaria del servicio debería haber abonado alrededor de 700.000 euros en concepto de canon y, sin embargo, la cifra pagada asciende a 112.000 euros. “Hablamos de un incumplimiento de las condiciones del contrato y según las clausulas del pliego, esto le permite al Ayuntamiento resolver el contrato e integrar esta instalación dentro de la red municipal”; es decir, Puentedura pide que el Consistorio retire la gestión del polideportivo a la empresa deudora y pase a gestionarlo él mismo.

Sin embargo, según denuncia IU, la reacción del gobierno tras más de dos años de impago no ha sido la adecuada. Tras la última Junta de Gobierno local, los responsables municipales acordaron imponer a la empresa una multa de 5.000 euros y abrir un expediente sancionador por falta muy grave. “Ante una empresa que debe más de 533.000 euros y que no ha cumplido, el Ayuntamiento impone una multa de 5.000 euros. No es ni un 1 por ciento de lo que se debe”, resalta Puentedura, quien además recuerda que la ley prevé multas de hasta el 10 por ciento del canon anual en casos como el del polideportivo de Albayda.

Además, desde la formación de izquierdas se pide que los responsables municipales hagan valer los avales bancarios presentados por la concesionaria: “el Ayuntamiento mira para otro lado”, ha criticado Puentedura, cuyo partido, ha recordado, se opuso en su momento a la privatización del polideportivo. “Esta es una muestra más de cómo las políticas de privatización del PP son una auténtica chapuza”.

RESPUESTA MUNICIPAL

Por su parte y cuestionado por este asunto, el concejal de Deportes, Juan García Montero, ha asegurado que el Ayuntamiento ya ha puesto en marcha un proceso sancionador que ha tachado de “suficiente” puesto que pretende agilizar y solucionar la situación: “hay que empezar de menos ha más. Se siguen los pasos administrativos y legales que marcan los técnicos”, ha respondido el edil ante la crítica de Puentedura a la demora de dos años en iniciar los trámites sancionadores.

De la misma manera y ante la petición de IU para que el Ayuntamiento recupere la gestión del polideportivo, Montero asegura que “lo ideal sería que no se recuperara la gestión”.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *