Lunes, 27 Marzo, 2017

Decretan prisión para el quinto policía de Mijas detenido en la operación contra el narcotráfico



image_print

El Juzgado de Instrucción número 2 de Fuengirola (Málaga) ha decretado hoy prisión sin fianza para el quinto agente de la Policía Local del municipio malagueño de Mijas, detenido ayer por la noche en el marco de la operación contra el narcotráfico, desarrollada el pasado sábado por la Guardia Civil, según informaron a Europa Press fuentes judiciales.

El delito que inicialmente se le imputa sería el de contra la salud pública, igual que a los otros cinco imputados, cuatro de ellos también policías locales, para los que el juez encargado del caso decretó asimismo el pasado lunes prisión sin fianza. Además, hay una persona, una mujer, investigada en esta causa, que aún no ha comparecido en el juzgado.

El instructor, que ha decretado el secreto de las actuaciones, señala en un auto, al que tuvo acceso Europa Press, que los policías locales detenidos el sábado, “prevaliéndose de su condición de agentes de la autoridad”, estarían presuntamente implicados en “la realización organizada y con diversos roles de actos de tráfico de drogas y distintos delitos contra el patrimonio”.

Las diligencias se iniciaron por un oficio de la Policía Judicial de la Guardia Civil sobre la investigación de la posible implicación de policías locales de Mijas y otras personas en la comisión, “a través de una organización estructurada”, de delitos tales como contra la salud pública, cohecho, revelación de secretos y omisión del deber de perseguir delitos, según la resolución judicial.

La instrucción se lleva a cabo desde hace varios meses, según el escrito. De la investigación se desprende por el momento que el pasado sábado día 7 dos de los policías, “aprovechando el desempeño de su función como agentes de la autoridad”, interceptaron un alijo de hachís y procedieron a su traslado al domicilio de un particular, también detenido y enviado a prisión.

En el auto se indica que los imputados realizaron esa actuación “uniformados e incluso utilizando los vehículos policiales en los que en ese momento realizaban su labor”. Además, se apunta a que, según se desprende de las conversaciones interceptadas, los otros dos agentes “transportaron” también en un coche oficial “sustancia estupefaciente que queda por determinar”.

En los registros, los agentes de la Guardia Civil se incautaron de 642 pastillas de hachís de 250 gramos cada una dentro de la vivienda del particular y otras 50 del mismo peso en un coche policial, siendo en total unos 174 kilos. Asimismo, los investigadores intervinieron cajas de anabolizantes, dos gramos de marihuana y 17 pastillas de éxtasis.

Por su parte, el Ayuntamiento ha abierto expediente disciplinario por falta muy grave a los primeros cuatro policías locales del municipio detenidos, mediante el que se ha decretado, como primera medida, la suspensión provisional de empleo y sueldo a los agentes, según manifestó el alcalde, Antonio Sánchez. Además, el Consistorio prevé personarse como acusación particular en el caso.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *