Domingo, 17 Diciembre, 2017

            

Cuenca: “No debe dudarse de la honestidad, ni poner en riesgo la tranquilidad de la ciudad”

El alcalde de Granada ha reafirmado en el Pleno Municipal su inocencia ante el resto de grupos políticos que, pese a ello, mantienen que hay “serias dudas” sobre la gestión del edil durante su militancia como delegado de la Junta

Pleno Municipal | Foto: Archivo GD
Noelia Gómez | @noeliagomezm


image_print

Granada ha vivido hoy uno de los Plenos Municipales más densos de los últimos meses. Si a finales de abril la ciudad sufría uno de los momentos más convulsos a nivel político de su historia tras la detención del entonces alcalde del PP José Torres Hurtado, esta semana Granada ha vuelto al “prime time de todos los medios de comunicación”, como ha indicado la portavoz del grupo popular, Rocío Díaz. El foco vuelve a cernirse sobre el sillón de la alcaldía, siendo esta vez Francisco Cuenca quien acapara todo el protagonismo.

El edil socialista está siendo investigado por supuesta usurpación de funciones públicas, prevaricación y malversación, durante su etapa como delegado de la Junta de Andalucía, concretamente a causa de un contrato a una empresa privada que, por valor de 12.000 euros al año, firmó en dos ocasiones. Esta causa, que fue denunciada por el Sindicato Andaluz de Funcionarios, obliga a Cuenca a declarar ante el Juez el próximo 12 de diciembre, por lo que, a petición del grupo municipal de Izquierda Unida, hoy ha tenido que rendir cuentas ante el Pleno.

TODO DENTRO DE LA LEGALIDAD

Durante más de dos horas, el alcalde de Granada ha explicado los motivos de su investigación y defendido su “honestidad”, para lo cual además ha proporcionado a los portavoces del resto de grupos políticos la documentación sobre los procedimientos que están siendo actualmente investigados por el Juzgado de Instrucción número 6 de Sevilla.

De este modo, Cuenca ha manifestado que “en otras provincias como Sevilla, Córdoba, Jaén e incluso en la fiscalía de Córdoba y Granada, diversas denuncias de idéntico contenido ya han sido archivadas”, a la vez que ha mantenido y defendido su “total transparencia”. Asimismo, el socialista ha aclarado que esta causa “no tiene vinculación con la de los cursos de Formación Profesional en Andalucía”, además de hacer hincapié en que “no hay ninguna razón para dudar de la honestidad de nadie”.

El alcalde de Granada ha expresado que “la investigación corresponde a la gestión durante los años 2010, 2011 y 2012, y desde 2011 yo formo parte de este Ayuntamiento”. Además de ello, el edil ha vuelto a reafirmar que entiende la alarma social pero que “no hay nada que esconder”: “Entiendo que después de lo que ha sufrido esta ciudad pueda producirse alarma, pero en cualquiera de los casos, no debe dudarse de la honestidad, ni poner en riesgo la tranquilidad de la ciudad”.

En esta línea, Cuenca se ha “puesto a disposición de cualquier granadino para dar la documentación, así como respuesta necesaria”, recalcando que no se deben hacer “partidismos” de la situación: “En la política no todo vale porque no está solo en riesgo la honestidad de un concejal, sino recuperar la confianza de los granadinos”.

Amparado en que “los contratos de la administración autonómica se ejecutan siempre con arreglo al ordenamiento jurídico, de forma escrupulosa”, Cuenca ha admitido ante el Pleno que, pese a que la comparecencia ha sido a petición de Izquierda Unida, “hubiese solicitado comparecer” para explicar la situación “con total transparencia”.

Además, el edil socialista ha manifestado sentirse “víctima de una auténtica persecución” no sólo hacia su persona, sino también hacia su familia. Siendo ésta la “cuarta vez que tengo que estar dando explicaciones por distintas causas que al final quedaron en nada, desde que era, y he sido candidato en dos ocasiones al gobierno de esta ciudad”, el alcalde ha recalcado que “he aguantado barbaridades, pero sigo aquí convencido de mi honestidad y de que soy útil a mi ciudad”.

CONTINÚA LA DUDA ENTRE LOS GRUPOS DE LA OPOSICIÓN

Pese a estas declaraciones, el resto de grupos políticos mantienen “la duda” sobre el asunto, así como consideran “insuficiente” la documentación entregada por parte de Francisco Cuenca.

Desde Izquierda Unida, Francisco Puentedura ha exigido “aclarar los informes técnicos y jurídicos que acompañaron a la contratación”, saber en “qué se fundamenta la investigación”, así como conocer si el alcalde “está o no habilitado para continuar en el cargo, garantizando la transparencia en el Ayuntamiento de Granada”.

La portavoz de ‘Vamos, Granada’, Marta Gutiérrez, ha emitido una batería de preguntas entre las que destaca “conocer los criterios seguidos por el equipo de gobierno en la adjudicación de contratos”, algo que Cuenca ha tildado de “querer convertir el Pleno en un Juzgado”, mientras que se ha comprometido a adjuntar la transcripción de su declaración judicial del próximo 12 de diciembre, para “responder a preguntas que son de carácter judicial”. Asimismo, Gutiérrez ha expresado que “si después de hoy no nos convence pediremos que ceda sus funciones hasta el próximo 12 de diciembre”, así como que su grupo municipal “no va a mantener un alcalde imputado”, por lo que, de continuar investigado tras su declaración, solicitarán la dimisión del edil.

Para Ciudadanos, todos los argumentos emitidos por Cuenca “no le eximen de la posibilidad de estar también dentro del marco de la corrupción política”, y es que, dados los últimos acontecimientos en la ciudad, Luis Salvador ha pedido “la comprensión de que seamos totalmente objetivos en estos temas”.

Por su parte, el Partido Popular ha expresado que todo lo sucedido “suena raro y huele raro, porque siempre que hay una investigación a un cargo público del PSOE es por causas administrativas”. De este modo, la portavoz popular, Rocío Díaz, ha vuelto a pedir la dimisión del alcalde, alegando que “no es un alcalde limpio” y que “lo que debe hacer es poner su propia vara de medir”.

En defensa del edil socialista ha salido su compañero y portavoz del equipo de gobierno, Baldomero Oliver, quien ha vuelto a resaltar el “acoso y derribo al señor Cuenca y de paso al PSOE”, además de destacar que “algo ha cambiado y ha cambiado para bien” al tratar este tema ante el Pleno, mientras que en otras ocasiones los concejales investigados no habían rendido cuentas ante el mismo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *