Viernes, 28 Julio, 2017

            

C´s Granada y las razones de la nueva investidura

Agustín Palomar


image_print

No ha sido una decisión fácil pero sí ha sido, desde el principio, una decisión clara. Ciudadanos Granada llegó para regenerar la vida política en el Ayuntamiento y a este compromiso se debe. Por ello, para llevar a cabo esta tarea, no puede ser condescendiente ni complaciente con la corrupción. Y esto fue, justamente, lo que quedó pactado y firmado con el PP de Granada: recuérdese que uno de los puntos fundamentales acordados exigía que la imputación de cualquier cargo público conllevaría ipso facto su dimisión. Así lo rubricó el que ha sido Alcalde hasta ahora para tener el apoyo de Ciudadanos en su investidura.

Bajo esta condición fundamental, Ciudadanos extendió su mano al PP y la mantuvo hasta que la UDEF registró la sede de Urbanismo del Ayuntamiento, el propio Consistorio y los domicilios particulares del Alcalde y de la Concejal imputada. Como se recordará aquella actuación se saldó con la detención y, posterior, puesta en libertad con cargos del Alcalde y de dieseis personas más. Este hecho y no otro es el que vino a romper el pacto para la gobernabilidad con Ciudadanos Granada. Pero, también hay que recordar, que, en este intervalo de tiempo, Ciudadanos exigió una y otra vez la dimisión de la Concejal imputada tal y como se había pactado; pero ella, bien por voluntad propia o bien por la del partido, no la presentó. Vistas así las cosas, desde el punto de vista del sentido común, es lógico que desde Ciudadanos Granada hayamos retirado el apoyo al PP hasta que no sepamos realmente el alcance que tiene la corrupción en el seno del Ayuntamiento. Y no ha quedado otra opción, perdida la confianza necesaria para seguir con la mano tendida, que dar paso a la siguiente lista más votada dejando en suspenso la primera.

Ahora, tras esta decisión, el PP ocupa el lugar de la oposición. Estimamos desde Ciudadanos que en la democracia la tarea de control  que tiene la oposición, cuando se hace de una manera comprometida y responsable, no es menor, y que este ha de ser el lugar justo que ocupe ahora el anterior partido de gobierno mientras se depuran las responsabilidades. El PP ha de seguir trabajando en el Ayuntamiento para los granadinos desde un lugar tan digno como el que no ha dejado de ocupar Ciudadanos. No se trata de purgar un pecado de partido sino de algo más sencillo: de hacerse responsable, esto es, de responder ante un daño causado. Lo que es triste comprobar aquí, como en otros casos, es que haya tenido que ser un partido situado en la oposición el que, llevando su trabajo de control hasta el extremo, haya tenido que provocar en el partido de gobierno el ejercicio de la responsabilidad: si Ciudadanos no muestra su firme convencimiento de dar curso a una moción de censura, no se habrían producido las dimisiones del Alcalde, la Concejal y el Teniente de Alcalde y todo habría permanecido tal cual estaba.

Quizás a muchos pudiera parecer excesiva la decisión tomada, pero lo que verdaderamente es excesivo, desmesurado, es pedir que se mantenga el apoyo a un partido que ha sido manchado de tal forma por la corrupción. Ni nosotros ni nadie que quiera unas instituciones libres de podredumbre debería seguir manifestando un apoyo incondicional a quien tan a la sombra de la ley y de la moral pública ha actuado. No lo entenderían, al menos, quienes para esta labor de vigilancia y cooperación nos votaron. A esta tarea ética de construcción de unas instituciones limpias, según los principios más elementales de la ética pública, están convocados todos los ciudadanos, también y sobremanera aquellos que, como los Concejales del PP en el Ayuntamiento de Granada, han sido colocados por las malas acciones de su partido en el lugar de la oposición. ¿Serán cómplices ahora en la regeneración de nuestro Ayuntamiento o bien mirarán hacia otro lado buscando la culpa en el que sólo ha sido en todo este asunto su espejo?

Comments

    Deja un comentario

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *