Viernes, 26 Mayo, 2017

Cruz Roja Granada advierte que la malnutrición ha cruzado el estrecho

En la efeméride de los Derechos Humanos, Cruz Roja Granada ha puesto hoy el acento en el de la alimentación, con la presentación de una exposición itinerante sobre la temática

Fernando Egea, concejal de Bienestar Social e Igualdad -en el centro- y Francisco Escribano, presidente de Cruz Roja Granada -derecha-, "juegan" al "De boca a boca y como porque me toca". Foto: Fran Sánchez


image_print

Bajo el nombre “Apúntate al reto de terminar con la desnutrición y la malnutrición en el mundo”, los voluntarios de Cruz Roja de cooperación internacional han elaborado una exposición itinerante y otra serie de materiales didácticos y divulgativos dirigidos a la población general y a los escolares en particular, con la sensibilización como objetivo fundamental y que visitará colegios, centros cívicos y mercados municipales.

La exposición cuenta con paneles informativos que, en palabras de Francisco Escribano, presidente de Cruz Roja Granada “faciliten al visitante la comprensión sobre el impacto que la pérdida y el desperdicio de alimentos en el mundo tiene sobre la pobreza y el hambre a nivel mundial así como el cambio climático”.

El presidente Escribano ha estado acompañado por Fernando Egea, edil de Bienestar Social e Igualdad de Oportunidades del consistorio granadino, que ha venido financiando este programa de sensibilización bianual y que, según el concejal “en la junta de gobierno del último viernes se aprobó que el año que viene esté en marcha este proyecto, van a ser dos cursos los que van  a estar funcionando”, financiados con 12.000€ en total.  Así mismo ha destacado que “si bien los grandes programas de  cooperación ahora mismo no son tan factibles, sin embargo la sensibilización está ocupando un papel importante en el ámbito de las convocatorias del Ayuntamiento” así como ha apuntado que “esa formación, esa concienciación, seguramente hará que el día de mañana muchos de esos niños sean socios, sean colaboradores, sean voluntarios de Cruz Roja y de otras entidades comprometidas con causas que vayan a erradicar el hambre en el mundo.”

DE BOCA A BOCA Y COMO PORQUE ME TOCA

Con este llamativo nombre se ha bautizado un divertido juego educativo destinado a alumnos de primaria para concienciarlos en buenos hábitos alimenticios ya que, según Escribano, “hace reflexionar a nuestros jóvenes“. El presidente de Cruz Roja Granada también ha desarrollado  el resto de materiales, consistentes en una guía pedagógica destinada a los docentes, un calendario de mesa que recuerda que todos los días son de los derechos humanos, así como fomentar la adquisición de hábitos saludables y concienciación sobre la situación mundial. Las cifras al respecto son contundentes: 870 millones de personas pasan hambre en el mundo, cada año se desechan 1,3 billones de toneladas de comida, España es el sexto país de la UE que más desperdicia, con 7,7 millones de toneladas anuales y del 25% de la comida que tiramos está aún sin abrir el envase.

LA DESNUTRICIÓN EN GRANADA

Si hasta hace unos pocos años se ubicaba la carestía alimenticia en el continente africano, el paralelo que entonces la contenía se sitúa ahora más al norte. Así lo ha reconocido Fernando Egea, declarando que “si curiosamente hace 5 o 6 años las ayudas económicas familiares que dedicábamos a alimentación era algo que creíamos residual, se ha convertido en una de las necesidades fundamentales de un sector de la población.”  Según el concejal, “el Ayuntamiento atiende en torno a unos 200.000 € directos a través de ayudas […] cuatro comedores familiares sociales, dos propios y dos conveniados, más colaboración con otros.”

Por su parte y como testigo directa de esta situación, Elvira, maestra de profesión y voluntaria de Cruz Roja ha acudido durante una semana a un colegio de la zona norte de Granada, encontrándose con que “no hay alimentos, […]. Han conseguido por lo menos darle el desayuno a los pequeños y el almuerzo.”  En cada colegio proyectan una presentación para cada edad y cada continente, así “del europeo hay que decir que escondemos las faltas, nos ha sido difícil encontrar  niños desnutridos, imágenes para que lo vean pero lo hemos encontrado, nos centramos en Andalucía, que estamos los primeros en Europa en colesterol infantil y a la vez tenemos 200.000 niños sin alimento.”

Elvira asegura también que  “hay absentismo porque los niños no se alimentan y no asisten. Hay que mentalizar al resto de sus compañeros en el respeto y tienen que ser solidarios. […] se acuestan sin cenar, duermen mal, llegan cansados y por eso los centros que están consiguiendo dar el desayuno amortiguan esa escasez  pero los que no pueden darlo, no lo controlas, se duermen o se marean y pasan de ir, están faltando porque se ríen si llevan la misma ropa.”. En el mes de agosto, cuando no hay comedor, el panorama empeora y Elvira afirma que tiene  “noticias de que en algunos barrios, Chana o Zaidín, han sido los vecinos los que han suministrado ese alimento porque se han quedado un mes sin cubrir.”

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *