Viernes, 18 Agosto, 2017

            

Crece la satisfacción con la sanidad privada y baja la de la pública entre los usuarios de ambos sistemas

Los usuarios prefieren estos servicios por la rapidez de atención, el confort de las instalaciones y el trato personal que reciben

Foto: E.P./CUN
E.P.


image_print

Los usuarios de la sanidad privada han aumentado su nivel de satisfacción con los servicios ofrecidos por este sector en los últimos tres años, y le dan un 7,6 de media, al tiempo que ha empeorado su percepción sobre la pública, según datos del último Barómetro del Instituto para el Desarrollo e Integración de la Sanidad (IDIS).

El trabajo, presentado este pasado martes, se ha realizado a partir de 2.697 encuestas a ciudadanos que tenían acceso a la sanidad privada, bien a través de un seguro privado de salud o de asistencia sanitaria (78%) bien a través de una mutualidad (19%) o un sistema de reembolso de gastos (3%).

De estos sólo el 9 por ciento usa únicamente la privada y hasta el 76 por ciento son usuarios también de la sanidad pública. De hecho, entre el 74 y 80 por ciento de los encuestados había usado ambos sistemas en el último año.

Por ello, al ser preguntados por su grado de satisfacción con ambos sistemas, los datos muestran como la puntuación a la privada crece ligeramente, del 7,4 de 2015 al 7,6 de 2017, mientras que la satisfacción con la pública cae del 6,6 al 6,1 en el mismo periodo.

El director general del IDIS, Manuel Vilches, ha asegurado que este aumento de la satisfacción con la privada coincide con el crecimiento del número de asegurados que han experimentado en el último año, “como consecuencia de que se están haciendo bien las cosas, más que por un descontento con la pública”.

De hecho, ha recordado que los seguros de salud son los únicos que han seguido creciendo en España durante la crisis, y se debe a que “los usuarios lo consideran el más importante”.

Por comunidades autónomas, los ciudadanos más satisfechos con la sanidad privada son los de Cantabria (7,8) y los menos satisfechos los de La Rioja y Asturias, que aún así dan a estos servicios un 7,1.

Asimismo, el mayor nivel de satisfacción de los usuarios de ambos sistemas con la pública se encuentra en Navarra (6,9) y Madrid (6,6), mientras que en Canarias (5,2) y Andalucía (5,6) obtiene las puntuaciones más bajas.

El elevado grado de satisfacción con la sanidad privada se mantiene tanto en hospitalización (8,3), en hospitales de día (8), urgencias y Atención Primaria o especializada (7,9), que en líneas generales prefieren la sanidad privada a la pública en cualquier ámbito.

“Esto demuestra que el usuario de la sanidad privada la paga pero luego también la utiliza”, ha destacado Luis Mayero, secretario general del IDIS.

PREFIEREN LA PÚBLICA PESE A PAGAR LA PRIVADA

No obstante, pese a pagar un seguro privado, hasta uno de cada tres prefiere ir a un centro público para la Atención Primaria (34%) o para Urgencias (31%), y hasta uno de cada cuatro prefiere la pública para un ingreso hospitalario (27%).

Asimismo, hay más usuarios de la sanidad privada que irían a la pública por la tecnología y medios de que dispone (40%, frente al 31% de quienes prefiere la privada) y se reparten por igual los que prefieren la pública o la privada en función de la capacitación de los médicos (27% en ambos casos).

Los motivos por los que los usuarios de la sanidad privada prefieren estos servicios por encima de los de la pública son por la rapidez de atención, el confort de las instalaciones y el trato personal que reciben.

De hecho, al preguntar por las ventajas de la sanidad privada el 84 por ciento destaca la rapidez y agilidad de los servicios o a la hora de concertar citas, seguido de la comodidad de las instalaciones y el trato ofrecido.

LA PRINCIPAL DESVENTAJA DE LA SANIDAD PRIVADA, LO QUE CUESTA

Entre las principales desventajas, el 40% destaca el coste económico del seguro o la creencia de que las tecnologías y medios de que disponen son menos avanzados que los de la publica, algo en lo que no coincide el presidente del IDIS, Adolfo Fernández-Valmayor, ya que “hay equipamientos muy avanzados que de hecho sólo están en el sector privado, donde además cada vez se hacen cirugías más complejas”.

Los dirigentes del IDIS, entidad que representa a las principales aseguradoras y grupos hospitalarios privados que hay en España, reconocen que en los próximos años deberían subir las primas de los seguros ya que “el esfuerzo que hacen será difícil de mantener pese a la buena gestión”, según Mayero.

Por su parte, el director general de esta entidad ha reclamado una mayor colaboración con la sanidad pública y recuerda que “lo más valorado de la sanidad privada es la rapidez cuando curiosamente es lo que peor valorado de la pública. “Debemos aprovechar las fortalezas de un sector para compensar las debilidades del otro”, ha zanjado Vilches.

Comments

    Deja un comentario

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

  1. Normal ..la dejan sin presupuestos ,,,para rescatar bancos ,,o con tanta corrupcion ,,las llenan de enchufados y satelites sin productividad laboral alguna ,,,contratos millonarios de oscuras adjudicaciones,,denuncias del gobierno central ,, a la Sanidad andaluza por intentar comprar los medicamentos mas baratos mediante sistema de subastas ,,,o ceden sus servicios y “”subcontratan empresas privadas ,,que son siempre de los carteles privados,,que pagan y ponen los politicosos de turno ,,como en valencia y otras comunidades,..