Martes, 17 Octubre, 2017

            

Conciencia con las motocicletas en la edad de los ‘inmortales’

270 alumnos de siete centros educativos de Granada aprenden los hábitos de conducir sobre dos ruedas

Luis F. Ruiz - @luisruizmolina ||| Foto: Javier Algarra


image_print

Con 16 años son considerados como los ‘inmortales’, al menos es lo que eso creen quienes a una temprana edad manejan ya una motocicleta. Con la finalidad de concienciarles de que el vehículo sobre dos ruedas a motor no es un juguete, el Ayuntamiento de Granada lleva doce años organizando las Jornadas Moteras.

La concejal de Seguridad Vial y Seguridad Ciudadana, Telesfora Ruiz, ha informado que se trata de un total de 270 alumnos de hasta siete centros educativos que son formados y concienciados en materia de accidentes de tráfico, que por desgracia protagonizan en numerosas ocasiones en el día a día de la ciudad.

Actualmente en Granada las motos suponen el 25 por ciento del parque móvil de la ciudad, con un total de 43.000 vehículos, aunque el índice de accidentalidad se duplica hasta llegar al 50 por ciento de los heridos, en donde es “más fácil” que se produzca una lesión de mayor gravedad por los impactos que se pueden recibir.

“Por su propia intrepidez pueden pensar que son inmortales y no se les da el valor que tiene llevar un buen equipamiento en la moto, además del casco”, ha explicado Ruiz, que ha señalado que el programa va dirigido a escolares de entre 16 y 18 años de los centros Ave María Casa Madre, IES Cartuja, Ramón y Cajal, IES Hermenegildo Lanz, Juan XXIII Chana, Juan XXIII San Cristóbal, Agustinos y La Madraza.

CONSEJOS PRÁCTICOS

Las jornadas se centran en concienciar a los más jóvenes en esta materia, con contenidos que versan sobre la seguridad activa y pasiva, medidas de seguridad, técnicas de conducción, mecánica de motos, factores que incrementan el riesgo de accidente o actitudes que favorecen o dificultan la seguridad vial.

Para ello el Ayuntamiento de Granada cuenta con la colaboración de la Asociación Despacito y las charlas que ofrece Juan José Cabrerizo, quien narra la experiencia personal que vive desde que tuvo un accidente de moto grave desde el que entonces está obligado a llevar prótesis en las dos piernas a la altura de las rodillas.

“Las recomendaciones es respetar las normas de circulación, de seguridad e incidir en los cascos, en los guantes o en las chaquetas”, ha explicado este motorista, que ha asegurado que lo que sin duda más les llega a los jóvenes es la versión real sobre un accidente.

A su juicio, los jóvenes son protagonistas de muchos accidentes porque existe una falta de concienciación y de información, pero cuando este les cuenta su testimonio y ven la prótesis y el riesgo que conlleva conducir una moto se conciencian.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *