Sábado, 21 Octubre, 2017

            

Cómo convertirse en bilingüe a los cuarenta en Granada (vídeo)

Crece año a año el número de alumnos adultos que comienzan o retoman el aprendizaje de idiomas para romper barreras laborales, estudios, viajar al extranjero o por puro placer

Los cursos intensivos, una de las opciones formativas más demandadas | Foto: Fernando Alanzor


image_print

“Idiomas: inglés nivel medio, hablado y escrito”. Esta era hasta hace unos años la ‘acreditación’ de idiomas clásica que figuraba en multitud de curriculum vitae. Una definición difusa que pocas veces se correspondía con la realidad.

En la actualidad no tener un certificado oficial de idiomas ya no es una opción. Cualquier estudiante universitario sabe que sin el nivel B1 de inglés no hay título de graduado, mientras que en el competitivo mercado laboral, el idioma es un factor decisivo en la elección de un candidato. Una de cada cuatro ofertas de trabajo piden más de un idioma, siendo el inglés el requisito mínimo, seguido del francés y alemán. Igualmente, profesionales estables se han visto obligados a manejar el inglés y otros idiomas para comunicarse con proveedores, establecer contactos o ampliar proyectos empresariales. Además, el 55% de la información publicada en internet está en inglés, mientras que crece la demanda de cine y series en versión original.

Este abanico de necesidades también ha abierto el rango de edades de los alumnos que necesitan aprender un idioma. Así lo evidencian los datos ofrecidos por After School, academia de idiomas de Granada que en tan solo dos años han visto incrementado en un 30% su porcentaje de adultos.

Amas de casa que reinician su vida laboral, personas que estudiaron francés en los estudios primarios, funcionarios que tienen que leer artículos científicos en inglés, desempleados o estudiantes que se plantean trabajar en Inglaterra, Francia, Alemania o Italia componen su alumnado . La oferta formativa abarca cursos intensivos de inglés  y otros idiomas, además de los cursos extensivos que se desarrollan durante todo el año y que comienzan en septiembre.

Si no puede ver el vídeo, pulse aquí:

[ot-video][/ot-video]
Las circunstancias de todas estas personas son variopintas, pero les une la necesidad, y en muchos casos el puro placer, de aprender un idioma para ampliar sus posibilidades laborales y comunicativas, donde la edad no es un impedimento.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *