Martes, 25 Julio, 2017

            

Ciudadanos apoya las demandas de funcionarios de Albolote

En el centro penitenciario granadino hay casi 1.500 internos lo que supera su capacidad

Entrada del Centro Penitenciario de Albolote | Foto: Archivo GD


image_print

El grupo provincial de Ciudadanos ha anunciado en un comunicado que apoya las demandas de los funcionarios de la prisión de Albolote, y aboga por redistribuir la población reclusa de Andalucía y España para acabar con el hacinamiento y el déficit de vigilancia.

En el comunicado, el diputado provincial Raúl Fernández Asensio ha destacado que en el centro penitenciario granadino hay casi 1.500 internos, cuando su capacidad es de poco más de mil, y que el número de funcionarios a su cargo es muy inferior al de otras cárceles de similar capacidad

Granada, lunes 23 de noviembre de 2015. Ciudadanos ha manifestado su “total apoyo” a las reivindicaciones planteadas por la plataforma sindical de la prisión de Albolote, con cuyos representantes ha mantenido una reunión Raúl Fernández Asensio, concejal en Granada y diputado provincial.

La principal demanda de los sindicatos es la falta de personal. Denuncian que el centro penitenciario de Albolote tiene un número de funcionarios sustancialmente inferior al de otros similares, aspecto que comparte Raúl Fernández. “Esa prisión tiene casi 1.500 internos, cuando su capacidad es para poco más de mil, y a su cargo hay muchos menos funcionarios que en otros centros de la misma capacidad, lo cual puede conllevar un riesgo de seguridad importante”, destaca el diputado.

Raúl Fernández también está de acuerdo con los sindicatos en que la limpieza deja mucho que desear. “Redujeron a la mitad las horas de servicio, de 200 a 100 horas semanales, y eso se nota en el estado de conservación del edificio”, argumenta el representante de Ciudadanos.

El diputado provincial asegura que los problemas detectados en Albolote pasan “por una mejor redistribución de la población presa de España y de Andalucía, una medida que serviría para solucionar los problemas de hacinamiento y de falta de personal sin suponer un coste económico significativo”.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *