Lunes, 29 Mayo, 2017

Ángel L. Gijón: "Granada no tiene la mentalidad de que es una provincia costera"

El presidente de la Cámara de Comercio de Motril destaca el "potencial" del puerto marítimo y ensalza las posibilidades de futuro de su localidad

Manuel Herrera @manuelherrerapr


image_print

Con el desarrollo del puerto de Motril entre ceja y ceja, Ángel Luis Gijón habla sobre sus proyectos en la Cámara de Comercio de la localidad costera, una entidad que preside y que defiende. Este arquitecto, de origen y corazón granadino, realza el valor de la línea marítima con Melilla y lamenta el retraso en las infraestructuras y el impacto de una crisis que trata de capear desde su posición:

– Pregunta: ¿En qué consiste su labor en la Cámara de Comercio de Motril?

– Respuesta: A menor escala, porque tenemos menos medios, es similar a lo que hace la Cámara de Granada. Tenemos adheridas a más de cien empresas de distintos sectores y luchamos por los intereses de la economía de Motril. Por ejemplo, ahora participamos en la lucha por la línea que une el puerto de la ciudad con Melilla. También realizamos gestiones, informamos, damos cursos… Ayudamos en lo que podemos. El problema es que, en Andalucía en general, hay poca cultura asociacionista. La gente es un poco escéptica. Hasta que no les demuestras que la Cámara es un órgano útil que les puede ayudar a ser más fuertes a la hora de negociar, a la gente le cuesta trabajo. Pasa lo mismo con las administraciones, pero, de un tiempo a esta parte están más abiertas a la Sociedad Civil. Hemos colaborado con ellas en el tema de la línea con Melilla.

– P: ¿Hasta qué punto es importante esa conexión para Motril?

– R: Es muy importante para Motril y para Granada. Hay que darse cuenta del impacto económico de las líneas marítimas. Según los datos que hemos extraído esta semana, en 2013 pasaron más de 300.000 viajeros  por el puerto y dejaron 30 millones euros en la provincia. El puerto de Motril es uno de los 26 en la red de puertos del estado, pero no tiene conexión ferroviaria y las autovías llegan ahora. Eso sí, el presente y el futuro es que somos el puerto más cercano al norte oriental de Marruecos, zona que está en un amplio desarrollo y que requiere mano de obra especializada y mercancías. Tenemos que ser el puente con Melilla.

Tenemos que ser el puente con Melilla

– P: ¿Considera que el puerto está infradesarrollado?

– R: Sí, por varias razones. En primer lugar, porque antes, hasta hace ocho años, dependía del de Almería. Lo que no les interesaba a Málaga o Almería era lo que llegaba. Los cruceros llevan tres años y han ido avanzando poco a poco. Ahora es cuando se nota la potencialidad del puerto. Para una economía como la de la provincia de Granada, el potencial del puerto lo tiene que aprovechar la costa y toda la provincia.

P: ¿También influye para mal el desarrollo ferroviario y de transporte terrestre?

R: El problema que tenemos es que, en el caso del corredor ferroviario mediterráneo, cuando llegó el momento de la verdad, el gobierno no avaló esta línea porque era más costosa que la que iba por Almería, Granada, Antequera… Si tampoco ponemos una lanzadera Madrid – Granada, ese hándicap lo va a tener el puerto. Ahora la autovía ya tiene un ramal directo de salida al puerto. También hay que tener en cuenta que los de Málaga y de Almería están dentro de la ciudad, el nuestro no y tenemos esa ventaja respecto a esos otros puertos. Además, Bruselas apoya el transporte marítimo por el tema contaminante. Ahora es cuando están llegando las infraestructuras.

P: ¿El sector marítimo es la clave para reducir la elevada tasa de paro de la ciudad?

R:  Motril tiene tres sectores principales: El que mencionas, el hortofrutícula y el turístico. En este último caso, tenemos un retraso muy grande en infraestructura turística. Estamos todavía en párvulos y eso que tenemos unas playas muy buenas, con bandera azul… Pero las costas de Almería y de Málaga tienen muchísimas más infraestructuras. Aquí existe un déficit tremendo. No sabemos cuando va a llegar el desarrollo porque los inversores están reacios. Lo que más está ayudando a paliar el desempleo ahora mismo es el sector hortofrutícola.

En infraestructura turística, estamos en párvulos

El sector comercial empresarial puede dar un empujón importantísimo. Pero la variable de las infraestructuras y la posibilidad de la línea marítima va a hacer que el puerto pueda ser competitivo. Tiene un potencial brutal, pero hay que seguir gastando y mejorando la optimización de la línea con Marruecos. Es fundamental.

Luego está la potencialidad de las algas. Se habló con Puleva de instalar aquí una planta por el tema del Omega 3. Teniendo la lonja y el puerto, era un gran sitio, pero Puleva se ha hecho francesa y se ha quedado el tema en standby.

La crisis ha llegado en un momento en el que iba a lanzarse una gran cantidad de cosas

Y también se pensó en un proyecto para crear un puerto deportivo. Lo cierto es que nos ha llegado la crisis en el momento en el que iban a lanzarse una gran cantidad de cosas.

P: ¿Cómo es la relación con otras asociaciones del entorno de cara a establecer proyectos comunes?

Aquí entra en juego el carácter individualista. La gente va por su cuenta. Almuñécar, Salobreña y Motril están en un radio de 30 kilómetros, pero falta unidad en la costa tropical. Hay una falta de cultura que nos sorprende.

 P: ¿Y en el caso de la capital? 

R: Debatimos mucho ese tema. Granada viene lastrada por el gran potencial que ha tenido a lo largo de su historia a nivel administrativo. La Universidad es la tercera de España y tenía un potencial tremendo; había una capitanía general; y la justicia tenía un potencial tremendo, aunque ahora solo queda el Tribunal Superior. La ciudad fue fábrica de opositores con un gran peso administrativo que se ha desmembrado y gran parte se ha ido a Sevilla. Ahí, en vez de ponerse las pilas como Málaga, la ciudad ha vivido gracias a los universitarios y no ha mirado para desarrollarse a nivel industrial y turístico. La Alhambra funciona por la inercia, pero no se engarza con una política importante y es el problema de no hacer un proyecto turístico de conjunto. En vez de decir qué otras potencialidades tenemos con la costa, nos hemos educado mucho en mirarnos el ombligo y llorar un poquito como Boabdil. Quitando el PTS se han hecho pocas cosas en 30 años…

En la capital, quitando el PTS, se han hecho pocas cosas en 30 años

De las grandes empresas, solo queda Covirán. Es sintomático como estamos perdiendo fuerza. Para recuperarla, hay que sumar potenciales y uno es la costa y el puerto de Motril, que es el de Granada. Al no estar la capital en la costa, Granada no tiene la mentalidad de que es una provincia costera, pero ahora que en 35 minutos estás en Motril desde la capital, hay que empezar a mimar el puerto.

 

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *