Miércoles, 18 Octubre, 2017

            

Almuñécar pide el apoyo de la Junta para que la comarca cuente pronto con el agua de Rules

El cultivo de la chirimoya con un producción que ronda los 45.000 toneladas

III Jornada Técnica de la Chirimoya


image_print

La alcaldesa de Almuñécar, Trinidad Herrera, ha solicitado a la consejera de Agricultura de la Junta de Andalucía, Elena Víboras, un mayor apoyo para el campo sexitano, a través de la traída de agua desde Rules, y la promoción de la chirimoya, como fruto único de la agricultura subtropical.

Así lo manifestó la primera edil almuñequera, durante el acto inaugural de la III Jornada Técnica de la Chirimoya que se celebra en la Casa de la Cultura sexitana organizada por el Consistorio de Almuñécar y la Denominación de Origen de la Chirimoya.

“ El municipio sexitano y la Costa necesitan del agua para el mantenimiento y crecimiento del sector. Sé que las administraciones están entre la disyuntiva entre una u otra – en referencia a la autonómica y central- pero como alcaldesa de Almuñécar pido que se pongan de acuerdo y se dé una solución a este problema”, dijo Trinidad Herrera.

Y es que el microclima especial que tiene Almuñécar hace que se convierta en una fruta excepcional en la producción de la chirimoya. “Desde el Ayuntamiento hemos apostado y queremos seguir apostando por el futuro de esta fruta para lo cual requiere también una gran promoción. Un cultivo que se extiende en un millar de hectáreas y una mano de obra directa que supone más de un millar de agricultores”, señaló.
La alcaldesa de Almuñécar agradeció a la Consejera su presencia en las jornadas y a la Denominación de Origen de la chirimoya por su apuesta clara para el futuro, así como a los ponentes porque de ello sacaremos las mejoras necesarias para el futuro.

Trinidad Herrera terminó solicitando a la Consejera de Agricultura las ayudas que se prometieron cuando el pasado año se produjo la granizada en el chirimoyo.

Por su parte, el presidente del Consejo Regulador de la Chirimoya, Antonio Sánchez, también pidió “una solución urgente” para problema de la falta de agua para el sector agrícola del municipio sexitano y resto de la Costa, impulsando el desarrollo de las obras de Rules. Sánchez que agradeció el apoyo del Ayuntamiento de Almuñécar y empresas de la comarca y provincia, también apostó por una mayor promoción y una apuesta decidida por la agricultora subtropical.

Fue la Consejera de Agricultura, Elena Víboras, la que destacó la importancia de la chirimoya es un producto excepcional tanto para la costa granadina como malagueña, aunque es en ésta costa de Granada donde se produce el 90 %.

Víboras destacó el liderato mundial del cultivo de la chirimoya con un producción que ronda los 45.000 toneladas, si bien en cuanto al consumo nacional, cuatro de cada diez españoles desconocen este fruto a pesar de interés. También de la producción solo se destina el 10% solo se exporta fuera. Es la única fruta andaluza protegida por denominación de origen .

Durante su intervención, la representante de la Junta hizo hincapié en la importancia de este sector, no sólo en Andalucía como un pilar importante de la Costa Tropical de Granada y Málaga, sino también en el contexto español y mundial.

Actualmente, el cultivo de la chirimoya está marcado por la escasez de agua para riego y, en este sentido, indicó Elena Víboras, hay una serie de cuestiones “ineludibles” en materia de riego. En primer lugar, el compromiso de la Junta “es firme” con los proyectos de mejora del regadío de la costa tropical de Granada, “siempre y cuando el Gobierno central asuma su responsabilidad con estas obras declaradas de Interés General del Estado y se cumpla con el Plan Hidrológico de la Demarcación Hidrográfica correspondiente”.

La titular andaluza matizó que, una vez superadas estas cuestiones, el compromiso de la Junta de Andalucía “quedaría enmarcado en la línea de ayudas a los regadíos del nuevo Plan de Desarrollo Rural (PDR) para el marco 2014-2020”.

Asimismo, Víboras explicó que desde la Consejería de Agricultura “entendemos que el sector debe trabajar para vertebrarse en torno a las Organizaciones de Productores de Frutas y Hortalizas (OPFH), cumpliendo con los objetivos de concentración de la oferta y participación de los agricultores en la estructura social de la empresa”.

Las políticas de apoyo al sector de la chirimoya están reguladas fundamentalmente por la Organización Común del Mercado (OCM) de las frutas y hortalizas. La OCM cuenta con potentes herramientas de financiación, a través de los Fondos y Programas Operativos, subvencionados con presupuesto europeo. Estas ayudas permiten acometer diversos proyectos de modernización e investigación y mejora de la comercialización incidiendo en la mayor competitividad del sector productor.

Tras el acto inaugural el profesor chileno de la Universidad Católica de Valparaiso y doctor por la Universidad de Valencia, Ricardo Cautin Morales, impartió la primera ponencia que trató sobre la “situación actual del cultivo del chirimoyo en Chile”.

Posteriormente llegó la participación del catedrático de Farmacología de la Facultad de Farmacia de la Universidad de Valencia, Diego Miguel Cortés Martínez, quien trató acerca del “interés farmacológico de las acetogeninas del chirimoyo”.

La tercera ponencia arrancó sobre las doce del mediodía y tuvo como protagonista a José María Farré Masip, investigador jubilado del CIFA de Málaga y de la Estación Experimental “La Mayora” quien dio a conocer la nueva variedad de chirimoya. A continuación llegó el turno de Iñaki Homaza Urroz, jefe del Departamento de Fruticultura Subtropical. IHSM La Mayora (CSIC UMA) que expuso en su intervención las “líneas de investigación en fruticultura subtropical en el IHSM “La Mayora”.

Tras un aperitivo-almuerzo con la degustación de frutos subtropicales a cargo de “Cocineros Granadinos 4.0”, arrancó la quinta ponencia con la participación de nuevo del doctor de la Universidad chilena de Valparaíso, Ricardo Cautín Morales.

La sexta y última ponencia estuvo referida a “las propiedades nutricionales del chirimoyo” y fue impartida por Emilio Martínez de Victoria Muñoz, catedrático de Fisiología y director del Instituto de Nutrición y Tecnología de Alimentos de la UGR.

Por último, antes del acto de clausura a cargo del presidente de Consejo Regulador de la Chirimoya, Antonio Sánchez González, se celebró la mesa redonda que abordó acerca de las “perspectivas de desarrollo de la fruticultura subtropical en la costa mediterránea “. En la misma, moderada por Ignacio Escobar Jiménez, miembro del gabinete técnico de Caja Rural de Granada, participaró: el investigador, José María Farré Masip; el agricultor, José Linares Pérez; el investigador, Iñaki Hormaza Urroz; el presidente de la DOP Chirimoya, Antonio Sánchez, y, Miguel Gutiérrez Medina, presidente de la Asociación Española de Frutos Tropicales.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *